DURA DESCALIFICACIÓN DE LA SECRETARIA GENERAL DEL PP

Cospedal pide disculpas pero insiste en que la actitud de Montilla es "fascista"

El 'president' denuncia el "menosprecio" de los populares por la voluntad de autogobierno de Catalunya

El PP catalán evita suscribir la literalidad de la expresión pero afirma que el líder del PSC actúa de manera "antidemocrática"

4
Se lee en minutos
NEUS TOMÁS

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, que a primera hora de la mañana ha calificado de antidemocrático y "muy fascista" el comportamiento de José Montilla tras conocer la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatut, ha pedido disculpas alpresidentpero ha insistido en calificar de "antidemocrática y fascista" "la actitud que supone tratar de reeditar el Pacto del Tinell".

A través de un comunicado, la número dos de los conservadores ha apuntado que no tiene “ningún inconveniente en pedir excusas”, pero ha querido aclarar “la verdadera intención” de sus palabras. Cospedal ha asegurado que se han hecho interpretaciones "erróneas" y "malintencionadas" de sus palabras y ha insistido en que en ningún momento se refirió a la persona delpresident, sino "a la actitud que supone tratar de reeditar el Pacto del Tinell". "Dicha actitud ¿ha subrayado-- la he calificado de antidemocrática y fascista, nunca la persona, lo que queda meridianamente claro en mis declaraciones de esta mañana".

"No valen rebeldías"

La dirigente popular se ha referido así a sus palabras en Onda Cero, donde ha dicho, en referencia a Montilla, que alguien que está "en caída libre en términos de perspectivas electorales" debería tener en cuenta que "no vale todo", "ni valen rebeldías, ni rebeliones institucionales, ni reediciones del Pacto del Tinell", en referencia al acuerdo firmado por el PSC, ERC e ICV-EUiA, que excluía al PP de pactos de gobierno en Catalunya.

Cospedal ha criticado a Montilla por "abanderar la rebeldía institucional contra todo lo que es una institución", en referencia al Constitucional, que es el "máximo intérprete de la Constitución en España".

"Creo que los comportamientos antidemocráticos y en los que se excluya a determinados partidos políticos porque no piensan igual son comportamientos muy antidemocráticos y muy fascistas", ha puntualizado la número dos del PP.

La "hostilidad" del PP

Montilla ha replicado a Cospedal que nunca ha hablado de "excluir al PP de la vida política", aunque ha reconocido que en reiteradas ocasiones ha manifestado que "no gobernará ni por activa ni por pasiva con los votos del PP".

A través de un comunicado del departamento de Presidència, el president ha denunciado el "reiterado recurso del PP a la agitación del anticatalanismo para conseguir réditos electorales" en España. En este sentido, Montilla ha denunciado el "menosprecio" del PP por la "voluntad de autogobierno y de reconocimiento nacional de los catalanes" así como "la actitud de hostilidad del PP hacia el Estatut votado por el pueblo de Cataluña, que culminó con el recurso al Tribunal Constitucional".

"Los fascistas son otros"

Las palabras de Cospedal han provocado desde un primer momento un alud de reacciones en defensa de Montilla. Desde el Govern, elconsellerde Política Territorial, Joaquim Nadal, que ha actuado como portavoz del Ejecutivo, ha exigido a la número dos de los populares que retire estos "insultos". "Los fascistas son otros y la ligereza frívola de utilizar una expresión como esta se debe seguramente a que le es excesivamente familiar", ha subrayado Nadal.

Elconsellerha recordado que si existe sentencia del Constitucional es porque el PP recurrió el Estatut y ha destacado que lo que está haciendo Montilla es defender la voluntad del pueblo catalán y exigir respeto. "El gran culpable de la tensión actual es el PP", ha señalado. Nadal ha insistido en que es por culpa de la "agresividad" que los populares practican con Catalunya por lo que el tripartito no colabora con ellos: "El Partido Popular se excluye él solo de la política catalana".

Fuentes del PP catalán han evitado suscribir el calificativo de fascista utilizado por Cospedal y han recordado que la presidenta en Catalunya, Alicia Sánchez-Camacho nunca ha utilizado esta expresión. Eso sí, el PPC insiste que ya desde el pacto del Tinell, el tripartito decidió arrinconar a los populares y ha añadido que, en su opinión, excluir a un partido democrático de cualquier foro es una actitud "antidemocrática".

"La España franquista"

También CiU, ERC e ICV-EUiA han defendido alpresidentde los ataques de Cospedal. El portavoz parlamentario de la coalición nacionalista, Oriol Pujol, ha pedido una “rectificación inmediata” y ha denunciado que el PP busca “un juego de provocación”.

Noticias relacionadas

Por su parte, el presidente de ERC, Joan Puigcercós, ha afirmado que la dirigente conservadora “ha ejercido de franquista con este insulto". “El PP responde a una parte de la España franquista", ha dicho Puigcercós, según el cual "el PP considera que Cataluña no tiene derecho a tener lengua, ni cultura, ni historia, ni instituciones propias".

Finalmente, la portavoz parlamentaria de ICV-EUiA, Dolors Camats, ha afirmado que, con este "insulto a la máxima autoridad de Cataluña", De Cospedal "se descalifica por sí misma". “El PP sigue con su falta de respeto al pueblo de Cataluña", ha denunciado Camats, que ha llamado al resto de partidos catalanes a "tomar nota" de esta actitud de cara a posibles futuras alianzas.