El periodismo hoy se viste de largo y de naranja: @MitjansEnLluita

"Cada vez que dejáis de reclamar un espacio donde informaros libremente, un periodista pierde la posibilidad de responder a vuestra petición porque se queda sin trabajo"

Se lee en minutos
RTVE ha retuiteado contenidos publicitarios.

RTVE ha retuiteado contenidos publicitarios. / TWITTER

Hay textos redentores y llenos de culpa, espero que este sea uno de ellos.

Me he dormido. Hoy me había comprometido a acompañar a 'Mitjans en Lluita' en su primera acción fuera de las redes: un pasillo simbólico a los 'consellers' del Govern, presentando la #mareataronja que dará seguro mucho que hablar en un futuro. Porque los periodistas también tenemos opinión, aunque a muchos les suene a herejía. Decidme cómo no discernir lo que está bien y lo que está mal después de enredar en las basuras y trastiendas de las versiones de los directores de comunicación. El oficio del periodista es pura metodología, insatisfacción en la respuesta y olfato, mucho olfato. Así que no nos digáis que nosotros sólo servimos para contar el QUÉ, o que estamos supeditados al QUIÉN nos paga. Hace tiempo que esta afirmación siendo cierta en parte, suena ridícula y obsoleta cuando generalizamos. El CÓMO ocurren las cosas, CUÁNDO, explicar el PORQUÉ y PARA QUÉ de las decisiones tomadas y no tomadas trasciende el relato aséptico de la realidad. Y tiene un algo de responsabilidad con la sociedad de la que también formamos parte que a mí qué queréis que os diga, me pone. Objetividad sí, imparcialidad... en información política y económica no. Desde luego que no.

Decía que no he escuchado el despertador y parte de la culpa es de la hora y media aproximadamente que me quedé anonadada frente a la pantalla de mi televisor. Me soponcié en el sofá (yo me soponcio, tú te soponcias, todos nos soponciamos, si es cuestión de dejarse llevar) mirando un programa: 'El alma de las empresas, espacio donde se argumenta una hipotética salida a la crisis basada en la entrega feliz incluso extasiada de los trabajadores de ciertas fábricas --muchas multinacionales-- que son a la sazón presuntas patrocinadoras del programa. Todo normal, esto no es nuevo... solo que molesta un poco si quien lo emite es TVE, que hasta donde yo sé es un poquito mía y tuya también. Y he de decir presunto patrocinio porque no hay publicidad dicen, desde el 1 de enero del 2010. El que era entonces presidente de la Corporación, Alberto Oliart (que abandonó meses después con un sonoro portazo y un "ahí os quedáis"), decía lo siguiente: "la nueva TVE sin publicidad que nace este 1 de enero va a incrementar" el "cuidado" a los ciudadanos, prestando "más atención" a sus problemas y opiniones para convertirse así en una televisión pública de verdad". Ahora pensad en Eva González hablando en 'Máster Chef' de "nuestro supermercado de confianza" y la marca de "electrodomésticos que os ayuda a cocinar cada semana". Cada vez que los concursantes salen de excursión y casualmente pasa a su lado un camión de reparto con un triangulito verde me entran ganas de tirar la zapatilla a la pantalla.

En estas cosas pienso y me hacen perder tanto tiempo que no llego a dónde realmente debería estar. Pero es que la realidad insiste. Esta mañana, antes de zamparme un café con leche y un pan con tomate con un amigo de esos que te hacen reír tanto que les atarías a la silla (tengo mis momentos de ocio también), he visto igual que vosotros cómo RTVE de nuevo hacía un retuit de una marca de colchones que a su vez, esta noche nos explicará cómo se favorece el mejor descanso del mundo, porque ellos saben, si os lo están diciendo. Me gustaría que algún diputado observara esto e hiciera una preguntilla por el Congreso, no vaya a ser que la Ley de Financiación de Medios (la que sólo permitía patrocinios limitados de eventos culturales y deportivos) no sepa de Twitter y alguien se la esté dando con queso. ¿O no será que dormir es cultura? Yo, que soy muy perezosa, soy capaz de creérmelo.

Frente a estas miserias que nos hacen arrugar la nariz, había esta mañana más de veinte compañeros a una hora tremenda y temprana evidenciando estas contradicciones y las propias de otros medios públicos de aquí como La Xarxa, ACN, TV3 y Catalunya Ràdio, entregando a Ramon Espadaler, Santi Vila y Neus Muntée ('consellers' de Interior, Territorio y Bienestar Social) escritos con la explicación de la precarización de los periodistas, que no somos ni mucho menos los responsables de la crisis de los medios, si acaso seremos su salvación.

Hacedme un favor, que me lo tengo ganado: pasaos por la página de 'Mitjans en Lluita', y veréis lo que están preparando: acciones, pero también recopilación de datos. Acompañamiento a los despedidos por ERES y denuncia de las incongruencias en las justificaciones para llevarlos a cabo. Y sobre todo, invitación a que como ciudadanos os sintáis parte de la reivindicación de las condiciones dignas para el periodismo de medios público y privado. Su proclama "sin información no hay libertad, y sin libertad no hay democracia" es algo que nos afecta a todos. A este y al otro lado del Ebro... creo que estaría bien que hubiera relaciones con otros territorios donde está ocurriendo lo mismo. Ahí lo dejo.

Te puede interesar

Cada vez que dejáis de reclamar un espacio donde informaros libremente, un periodista pierde la posibilidad de responder a vuestra petición porque se queda sin trabajo (les dicen que ya no miráis, que no leéis... pero sí que vais al súper y compráis colchones). La diferencia es que no estamos en el país de Nunca Jamás, sino en nuestro mundo y el de nuestros hijos... que digo yo que habrá que pelearlo.

El blog de Merche Negro