Estreno de la semana

'DC Liga de Supermascotas': ¿y si los verdaderos superhéroes son ellos?

Esta versión animada, estrenada este viernes, le da la vuelta cómica y en imagen animada al poco exitoso Universo Extendido de DC

Una imagen de ’DC. Liga de Supermascotas’.

Una imagen de ’DC. Liga de Supermascotas’. / Warner Animation Group

3
Se lee en minutos
Quim Casas

La división cinematográfica de DC Comics no ha conseguido encontrar aquello que posee el universo cinematográfico Marvel, un verdadero ideólogo. Este es el productor Kevin Feige, quien ha organizado ese vasto ciclo de vasos comunicantes entre películas y series de Iron Man, Capitán América, Black Panther, Ant-Man, Spider-man, Doctor Strange, Viuda Negra, Thor o Bruja Escarlata y Visión, en forma de cuatro fases –y una quinta ya activada– y con Los Vengadores como núcleo central.

DC quiso hacer algo parecido con Zack Snyder al mando del Universo Extendido DC, pero la relación entre el director de ‘Batman y Superman: El amanecer de la justicia’ y los ejecutivos del sello no terminó precisamente bien. Ben Affleck, quien bajo la máscara de Batman también quería fortalecer el universo fílmico, acabó retirándose del proyecto común. DC incluso lo intentó ‘importando’ de Marvel al realizador Joss Whedon –responsable de los dos primeros filmes de Los Vengadores y de la serie ‘Agentes de SHIELD’–, pero todo salió torcido.

En sus ansías de emular el carácter serial del universo Marvel en cine, DC se ha esforzado en convertir a la Liga de la Justicia en lo mismo que representan Los Vengadores en Marvel: ¡el supergrupo de los supergrupos! ¿Cuál ha sido el resultado? Más bien pobre, el tú a tú entre Batman y Superman, un par de aceptables filmes de Wonder Woman, el ‘Aquaman’ de James Wan y Jason Momoa, que pasó sin pena ni gloria, los discretos acercamientos al ‘Escuadrón suicida’ y el anuncio para 2023 de un ‘The Flash’ realizado por Andy Muschieti, además del ‘director’s cut’ que logró estrenar Snyder en HBO de su ‘Liga de la Justicia’.

Parodia en los genes

Visto lo visto, ¿por qué no darle la vuelta por completo al proyecto, reconvertirlo en cine de animación y dotarlo de un sentido paródico? Ya que Superman, Wonder Woman, Batman, Aquaman, Linterna Verde, Flash y Cyborg no han cuajado como grupo de élite en imagen real, ¿no sería más divertido convertirlos en personajes secundarios de una historia de animales antropomórficos a la vieja usanza, protagonizada por perros, cerdos, tortugas, ardillas y cobayas con los mismos poderes que los superhéroes humanos?

 El resultado es ‘DC Liga de las Supermascotas’, una película en la que importa más Krypto (con la voz de Dwayne Johnson), el perro labrador de compañía de El Hombre de Acero –que, cuando era un cachorro, se coló en la nave en la que los padres del pequeño Kal-El lo enviaron a la Tierra antes de la destrucción del planeta Krypton– que al atolondrado y enamoradizo Superman/Clark Kent. En la que un perro callejero posee una fuerza descomunal, una ardilla lanza rayos de energía, una introvertida cerdita alcanza tamaños descomunales y una tortuga, paradojas de la vida, puede ser tan rápida como el mismísimo Flash.

Tampoco los supervillanos salen mejor parados. Lex Luthor es un auténtico mequetrefe al lado de Lulu, la maquiavélica cobaya con voz de Kate McKinnon: a través de un nuevo material, la kriptonita naranja, esta pretende dominar al mundo y logra vencer a la Liga de la Justicia, pero no cuenta con la Liga de Supermascotas.

Darle la vuelta

Noticias relacionadas

Cuando algo no funciona, conviene darle la vuelta. Los directivos de DC han sido inteligentes. Al principio podía sorprender que un filme de estas características, aunque fuera de animación –que siempre ostenta, por defecto, un plus de distensión y comedia ‘infantil’–, tuviera como productores a Nicholas Stoller, John Requa y Glenn Ficarra. Pero viendo el resultado, se entiende. El primero ha dirigido comedias gamberras como ‘Paso de ti’ y ‘Malditos vecinos’.Los segundos realizaron dos ejercicios de madurez en la comedia contemporánea, ‘Phillip Morris ¡Te quiero!’, sobre la relación entre dos presos homosexuales encarnados por Ewan McGregor y Jim Carrey, y la excelente ‘Crazy, stupid, love’, con Steve Carell recibiendo consejos para ligar por parte del impertérrito Ryan Gosling.

El sentido del humor de ‘DC Liga de Supermascotas’ tiene mucho de ellos, como de los dos guionistas, Jared Stern –también codirector del filme– y John Whittington, autores del corrosivo libreto de ‘Batman: la LEGO película’. De hecho, la oscuridad que rodea al justiciero de Gotham City se vuelve permanente parodia en ‘DC Liga de Supermascotas’: nadie se cree ya el carácter trágico del pobre Bruce Wayne, que habla con la voz ‘muy seria’ de Keanu Reeves, luce una mandíbula más rocosa que nunca y acaba tomando bajo su protección al perro callejero que tiene los poderes que Batman nunca poseerá.