Ir a contenido

IDEAS

Antonio de la Torre y Marian Aguilera, en una imagen de El prado de las estrellas.

Rodear las piedras

Albert Espinosa

Artículo 554. Hace justo dos años que murió mi padre. Ese 17 de Septiembre se ha incrustado en mi alma. Y es que el destino te trae fechas que te llegan con los años y se convierten en parte de tu ritual personal.  A veces pienso en la cantidad de fechas que aún no tienen valor y que  se convertirán en imprescindibles en nuestra vida.

Desde que murió mi padre, siempre que conozco a alguien, quiero saber si el suyo está vivo; y si lo perdió, siempre le pregunto qué es lo que más añora. Cada año sin tu padre es un máster de conocimientos que tienes la obligación de compartir. He aprendido mucho de amigos que perdieron a su padre con 14 años porque jamás he creído que debas tropezar con la piedra, sino que te han de ayudar a rodearla.

Y quizá lo más curioso es que lo que más añoran los que han perdido a sus padres es…  Casi os lo cuento después de lo mejor de mi semana

Tercer puesto. 'De padres a hijas', película escrita por Brad Desch y dirigida por Gabriele Muccino (Bluray) . Muccino siempre consigue que su positivismo se te impregne después del visionado de cualquiera de sus maravillas.

Segundo lugar. 'El prado de las estrellas', escrita y dirigida por Mario Camus (Netflix). Sencillamente perfecta. Conectas con ese pedazo de prado y disfrutas con esas pequeñas historias que te tocan el esófago

Primera posición. 'There’ll Be time', de Lea Salonga. Una de las más bellas letras que sirve para recrearte en cualquier instante intenso de tu vida que deseas que retorne.

Y lo que me cuenta la gente que más añora de sus padres es la forma en la que pronunciaban su nombre. Es cierto, yo también añoro la forma y la intensidad con la que mi padre pronunciaba mi nombre, y todo lo que me transmitía con esa sola palabra. Y es que no conocerás a nadie más que lo sepa reproducir igual. Yo creo que es porque al nacer no solo te ponen un nombre, sino también una intensidad al pronunciarlo que jamás olvidarás. ¡Feliz domingo!

0 Comentarios
cargando