Ir a contenido

SITUACIÓN INQUIETANTE

Lorenzo: "No estoy preocupado, no, estoy obsesionado"

El tetracampeón del mundo de MotoGP muestra su enorme inquietud por no haberse adaptando aún a la potente Ducati

"Cuando creo que ya he terminado el proceso, surgen nuevos problemas", reconoce sincero e inseguro el piloto mallorquín

Emilio Pérez de Rozas

El tetracampeón de MotoGP Jorge Lorenzo no acaba de adaptarse a su Ducati.

El tetracampeón de MotoGP Jorge Lorenzo no acaba de adaptarse a su Ducati. / AFP / MANAN VATSYAYANA

Al subcampeón Andrea Dovizioso (Ducati) se le ve sereno, seguro de sus fuerzas, en el papel, de nuevo, de favorito al título. A Marc Márquez (Honda), el tetracampeón del mundo, ganador de cuatro de los últimos cinco campeonatos del mundo de MotoGP, se le ve ganador. A Valentino Rossi (Yamaha), feliz de seguir en el patio de su recreo favorito, capaz de seguir presentando batalla a los 39 años. A Dani Pedrosa (Honda), pese a llevar 12 años persiguiendo el título de MotoGP, se le ve con ganas de ‘campeonar’. A Maverick Viñales (Yamaha) se le descubre algo sorprendido por lo mal que le ha ido la pretemporada, sobre todo si la compara con su brillante aparición en el invierno del 2017. Y a Jorge Lorenzo (Ducati) se le nota desesperado pues creía acabada ya su adaptación a la difícil y retorcida Ducati y, al final, parece atascado en el mismo punto del pasado año.

Lorenzo afronta los primeros entrenamientos de hoy en el circuito de Losail (Doha, Catar), con la sensación de que aún tiene mucho de qué ocuparse. De ahí que cuando le preguntan si está preocupado por haber dado un paso adelante y, luego, un paso atrás, el tricampeón de la categoría ‘reina’ muestre, como siempre, su rotunda sinceridad: “En este punto de mi vida, preocupación no es la palabra adecuada para reflejar mi situación”. Entonces ¿cuál sería la palabra exacta? Obsesión”.

Jorge Lorenzo (Ducati), en uno de los entrenamientos inviernales de este año en Malasia. / ALEJANDRO CERESUELA

El mallorquín asegura no saber nada “o muy poco” de técnica. “Yo me dedico solo a pilotar y lo único que puedo hacer es decirle a Gigi (Dall’Igna, el ingeniero jefe de Ducati Corse), lo que necesito y, en el caso de la Ducati del año pasado, le dije que encontraba que no giraba bien o que para mí, no giraba lo suficiente”. En ese sentido, Lorenzo afirma que el nuevo chasis ha mejorado ligeramente ese problemas “pero ha traído otros, que no acabo de resolver”.

Lorenzo reconoce que hay momentos en que cree que el proceso de adaptación a la ‘bala roja’ ya ha terminado y otros momentos en los que vuelve a desesperarse. “No logro ser rápido en todos los trazados y, sobre todo, cuando baja la temperatura tengo muchos problemas. Aquí, en Catar, dicen que el termómetro subirá diez grados, lo que debería beneficiarme”.

"¿Mi renovación?, no me preocupa. No tengo prisa. Conozco mi valor. No estoy inquieto, no"

Jorge Lorenzo

Piloto de Ducati Corse

“Es evidente –continúa reconociendo el teórico líder de Ducati-- que lo mío sigue siendo un proceso continuo de aprendizaje y es difícil, sí. Si fuese fácil pilotar esta Ducati, todo el mundo iría rápido con ella y hasta ahora solo Dovizioso lo ha conseguido de forma consistente”. Lorenzo, en efecto, se muestra desesperado.

No le inquieta su renovación

“Cada test, en cada entrenamiento, parece que estoy mejor adaptado a la moto, pero el proceso está resultando duro y largo. Hay momentos que pienso que ya estoy a punto de terminarlo y, sin embargo, eso no sucede pues, al siguiente test o, simplemente, en la siguiente salida, te das cuenta de que aún falta bastante. Elegí este camino, conocía su dificultad pero, la verdad, no pensé que sería tan largo y duro”. señala el mallorquín.

Cuando le preguntas si está preocupado porque Viñales, Márquez y Rossi ya han renovado y él aún está pendiente de su continuidad en Ducati, Lorenzo se muestra muy seguro: “No tengo prisa, ninguna. Todo me va bien, conozco mi valor y, en ese sentido, no estoy inquieto, no”.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.