Ir a contenido

tradición navideña

Barberà del Vallès pellizca dos millones de euros con un cuarto y un quinto premio

Una panadería del centro de la ciudad reparte 30 series del número 60.727

ALBERT SEGURA / SABADELL

Dos niñas de San Ildefonso, durante el sorteo de 2016.

Dos niñas de San Ildefonso, durante el sorteo de 2016. / EFE / BALLESTEROS

No ha caído el Gordo, pero como suele decir, los premios de la lotería de navidad que ha pellizcado Barberà del Vallès han sido muy repartidos. La administración número 2 de la localidad vallesana ha vendido 30 series de un quinto premio, el 60.272, y diez de un cuarto, el 7.211. La mayor parte del paquete lo ha repartido la panadería Forn de Barberà a través de participaciones. Y se han vendido unas 1.100 papeletas.

“Es la vez que hemos repartido un premio tan grande”, explica Maribel López, propietaria de la administración. Hoy es un día que por muy movido que pueda parecer, para las administraciones de lotería es de baja actividad. A no ser que hayas dado algún premio. Había decidido tomarme el día de fiesta y estaba en Sabadell comprando regalos cuando me han llamado y me han dicho que estábamos repartiendo premios”, confiesa López entre risas.

PARTICIPACIONES DE 5 EUROS

Pero la ilusión se respiraba muy cerca de la administración, en la panadería agraciada, que ha repartido nada más y nada menos que 1.800.000 euros en participaciones de 5 euros cada una. Esto supone que cada poseedor de una papeleta tiene en su bolsillo 1.500 euros, libres de impuestos.

“Estaba sentado en el sofá cuando he visto el número en televisión, y me ha resultado familiar, he mirado mis participaciones y se ve que tenía cuatro participaciones”, explica Ángel Espés, un vecino y cliente habitual, que hoy ha ganado 6.000 euros. En la panadería todo eran felicitaciones y abrazos.

“Antes repartíamos varias participaciones de entidades de la ciudad, pero decidimos hacer la nuestra, pagas 5 euros y juegas 5 euros”, señala Eulàlia Valls, propietaria de la panadería, que lleva abierta en Barberà desde hace 54 años. Los clientes no sabían cómo agradecer a Valls que haya sido la portadora de tanta alegría justo a las puertas de la Navidad, dado que la mayoría de ellos tienen más de una participación.

La suerte también ha salpicado Sabadell, con un décimo del segundo premio, el 4.536, que se ha vendido por máquina en la Papereria Ana, en el humilde barrio de Can Deu.