23 sep 2020

Ir a contenido

TRAGEDIA EN EL LÍBANO

Al menos 100 muertos y 4.000 heridos en una gran explosión en Beirut

La fuerte deflagración se ha producido en una zona del puerto en la que se almacenaban 2.750 toneladas de nitrato de amonio sin medidas de seguridad

Agencias

Al menos 100 muertos y 4.000 heridos en la explosión del puerto de Beirut. En la foto, coches y edificios dañados tras la deflagración. / AFP / ANWAR AMRO / VÍDEO: EFE

Al menos 100 muertos y 4.000 heridos es el balance todavía provisional de una explosión de grandes proporciones que se ha producido este martes en el puerto de Beirut. Según el primer ministro del Líbano, Hasan Diab, las explosiones han sido causadas por la detonación de 2.750 toneladas de nitrato de amonio que estaban almacenadas en el puerto de la capital libanesa sin medidas de seguridad.

"Es inadmisible que un cargamento de nitrato de amonio, estimado en 2.750 toneladas, se halle desde hace seis años en un almacén, sin medidas preventivas. Esto es inaceptable y no podemos permanecer en silencio sobre este tema", ha dicho el primer ministro ante el Consejo Superior de Defensa, según declaraciones citadas por un portavoz en rueda de prensa. 

Además, entre 200.00 y 250.00 personas se han quedado sin casa. Los daños causados por la deflagración se estiman en entre 3.000 y 5.000 millones de dólares según el gobernador de Beirut, Maruan Abboud.

"Es una catástrofe en todos los sentidos", ha lamentado el ministro al ser interrogado por la televisión libanesa cuando visitaba un hospital de la capital. "Los hospitales de la capital están todos llenos de heridos", ha subrayado, antes de pedir que se trasladen a otros heridos a los centros hospitalarios situados a las afueras de la capital libanesa. Diab ha pedido ayuda internacional para hacer frente a la situación, dado que los hospitales están colapsados.

La deflagración se ha registrado por la tarde en un área del puerto de la capital libanesa, en una zona donde había un almacén de explosivos, según ha informado la Agencia Nacional de Noticias (ANN).  "Parece que la explosión ha ocurrido en un almacén con material altamente explosivo confiscado desde hace años", ha afirmado el director de la Seguridad General libanesa, Ibrahim Abbas, sin dar más detalles. 

EFE

Los vídeos que han circulado por las diferentes redes sociales muestran una explosión y una gran columna de humo en la zona, previa a una segunda deflagración de mayor potencia aún. El gobernador del puerto de Beirut ha dicho a Sky News que un equipo de bomberos se encontraba en el lugar de los hechos apagando el incendio de la primera explosión y que "desapareció" tras registrarse la segunda.

 Según la cadena local LBCI, poco  después de las explosiones ingresaron más de  500 heridos en el hospital Hotel Dieu, situado en el centro de la ciudad. La fuente añadió entonces que el hospital "no puede recibir más personas heridas". La Cruz Roja, por su parte, ha señalado que había gente atrapada en sus casas afectadas por la onda expansiva de la gran explosión.

El Alto Consejo para la Defensa ha celebrado una reunión de emergencia para abordar la situación en la que ha decidido declarar el estado de desastre en la ciudad y recomendar al Gobierno la declaratoria del estado de emergencia, tal y como ha recogido el diario libanés 'The Daily Star'. Tras la reunión, el presidente, Michel Aoun, ha pedido que se declare el estado de emergencia durante dos semanas y ha anunciado tres días de luto nacional y la liberación de fondos para hacer frente a la situación. Aoun ha hecho un llamamiento para proveer refugio a todos aquellos que se han visto desplazados por la deflagración.

El presidente libanés ha explicado que un comité investigador deberá entregar las conclusiones en torno a las causas del desastre en un periodo de cinco días y ha anunciado la creación de una célula de crisis para abordar las repercusiones de lo sucedido, según ha confirmado la Presidencia a través de una serie de mensajes en Twitter.

Caos total

"Vi una bola de fuego y humo sobre Beirut. La gente gritaba y corría, sangrando. Hubo balcones que se desprendieron de los edificios. Los cristales se rompieron y cayeron a la calle", ha explicado un testigo a la agencia Reuters. Otro vecino ha afirmado que vio un humo gris y pesado cerca del área del puerto y luego escuchó una explosión y que vio llamas de fuego y humo negro: "Todas las ventanas del área del centro están rotas y hay personas heridas caminando. Es un caos total", ha añadido.

En Chipre, una isla al oeste del Líbano, a unos 250 kilómetros de Beirut, algunos habitantes han explicado que escucharon hasta dos grandes explosiones en rápida sucesión. Un vecino  de la capital, Nicosia, ha dicho que su casa se sacudió, lo que da cuenta de la fuerza e intensidad de las deflagraciones.

Juicio y veredicto

Las explosiones se han producido a tres días vista de que un tribunal respaldado por las Nase rokieronciones Unidas emita el veredicto contra uatro militantes de la milicia chií libanesa Hizbolá acusados de participar en el atentado que acabó con la vida en el 2005 del entonces primer ministro libanés, Rafik al-Hariri. La expolosión mató tambíen a otras 21 personas.

Estados Unidos ha dicho que sigue de cerca lo que estaba ocurriendo en la capital libanesa, a través del portavoz de la  Casa Blanca, Kayleigh McEnany, aunque no ha ofrecido detalles sobre las causas de la explosión. 

El Gobierno de Israel, por su lado, que ha librado varias guerras en el Líbano y que estos días ha afirmado haber tenido incidentes armados con fuerzas de Hizbolá en la frontera, ha asegurado que no ha tenido nada que ver con la explosión y ha dicho que la causa ha sido un incendio.

Temas Beirut Líbano