Ir a contenido

PUGNA POLÍTICA EN WASHINGTON

Trump cancela un viaje de Pelosi por el cierre de gobierno

La líder demócrata le pidió la víspera que retrase el discurso sobre el estado de la unión

Idoya Noain

La nueva presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, con el mazo durante la sesión de apertura del 116° Congreso en el Capitolio en Washington.

La nueva presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, con el mazo durante la sesión de apertura del 116° Congreso en el Capitolio en Washington. / Saul Loeb / AFP

Un asesor de Donald Trump decía este jueves a un reportero de CNN que el enfrentamiento entre el presidente de Estados Unidos y Nancy Pelosi, la demócrata que desde el 3 de enero preside la Cámara de Representantes y es la mujer más poderosa de Washington, es a estas alturas comparable a “King Kong contra Godzilla”. Algo de razón no le falta. La tensión entre los dos se ha disparado de forma dramática y algo grotesca en las últimas horas, mientras el gobierno vive su cuarta semana de cierre parcial por la falta de un acuerdo para la financiación del muro en la frontera con México, y este jueves el presidente ha cancelado en el último momento un viaje de Pelosi y otros congresistas demócratas a Afganistán y Bruselas.

No es una cancelación cualquiera. Pelosi iba a visitar a las tropas estadounidenses en Afganistán y a mantener reuniones con líderes militares y de la OTAN en Bruselas en una parada forzada por el descanso obligatorio del piloto del avión militar en que iba a volar. Trump le ha comunicado a Pelosi 45 minutos antes de la hora prevista para el despegue que “pospone” su viaje hasta que acabe el cierre (que no afecta al Pentágono).

Lo ha hecho por medio de una carta, el mismo método que la demócrata utilizó la víspera para pedir a Trump que retrasara su discurso sobre el Estado de la Unión, previsto para el 29 de noviembre, usando también para esa petición, con tintes de amenaza, el argumento del cierre y el hecho de que los trabajadores públicos no estén cobrando. Aunque Trump no ha contestado aún a esa petición, el tono y el contenido de su misiva este jueves hacen evidente que la decisión de cancelar el viaje de Pelosi tiene mucho de venganza.

Sarcarsmo

Trump ha salpicado de sarcarsmo la carta, que ha publicitado Sarah Huckabee Sanders, la portavoz de la Casa Blanca. 

Ha hablado del viaje de Pelosi (en el que ha incluido erróneamente una supuesta parada en Egipto) como “excursión de siete días” y le ha escrito: “Dado que hay 800.000 grandes trabajadores públicos sin cobrar, estoy seguro de que estará de acuerdo en que posponer este acto de relaciones públicas es totalmente apropiado”. Trump, que realizó una visita sorpresa a las tropas en Irak en Navidad, cuando el cierre ya había comenzado, ambién ha añadido: “Siento que sería mejor que, en este periodo, se quedara en Washington negociando conmigo”, recordándole que “obviamente si quiere hacer su viaje en (aerolínea) comercial, está sin duda en su derecho”.

La decisión de Trump ha llegado en el día 27 del cierre parcial, que comenzó el 22 de diciembre, es ya el más largo de la historia de EEUU y para el que por ahora no hay perspectivas de solución inminente por el desencuentro sobre los fondos para el muro, para el que Trump reclama 5.700 millones de dólares y los demócratas se niegan a aprovisionar más de 1.300 millones. Y ha sido criticada inmediatamente no solo por demócratas sino incluso por algunos republicanos como el senador Lindsey Graham. Este denunció la petición de Pelosi a Trump para que retrasara el discurso sobre el Estado de la Unión pero ha dicho via Twitter que “una respuesta inmadura no merece otra”, denunciando como “irresponsable y descaradamente política” la acción de Pelosi pero también como “inapropiada” la de Trump.

Cuatro horas después de que estallara esta última tormenta política, Huckabee Sanders ha anunciado que el presidente también ha cancelado, por el cierre del gobierno, el viaje de una delegación de la Administración al Foro Económico Mundial en Davos, al que iban a asistir, entre otros, los secretarios del Tesoro, Comercio y Estado y el representante de comercio exterior.