Ir a contenido

JUICIO A LAS DICTADURAS

Italia absuelve por el Plan Cóndor al exmilitar uruguayo Troccoli

El macroproceso ha juzgado a 27 personas, todas excepto el exgeneral en ausencia, acusadas del asesinato de italianos latinoamericanos en las dictaduras de los 70 y 80

Familiares de las víctimas del Plan Cóndor tras escuchar las sentencias.

Familiares de las víctimas del Plan Cóndor tras escuchar las sentencias. / AFP / FILIPPO MONTEFORTE

El Tribunal de Roma ha absuelto al exmilitar uruguayo Jorge Néstor Fernández Troccoli, acusado de la muerte y desaparición de italianos latinoamericanos y uruguayos en el marco del Plan Cóndor y único de los 27 imputados que reside en Italia.

El resto de los catorce imputados uruguayos han sido absueltos, con excepción de Juan Carlos Blanco, que ha recibido la pena de cadena perpetua.

El juicio en primera instancia al Plan Cóndor ha culminado con ocho cadenas perpetuas, los condenados lo han sido en ausencia,  y la absolución de 19 de sus imputados, todos ellos exmilitares de las dictaduras de Bolivia, Chile, Perú y Uruguay en las décadas de 1970 y 1980.

La sentencia de Troccoli era muy esperada al ser el único de los 27 imputados que reside en Italia, al contar con la doble nacionalidad y escapar de la Justicia de su país en 2007.

SERVICIOS DE INTELIGENCIA

El vicepresidente de Uruguay, Raúl Sendic, ha dicho sentirse "defraudado" por la sentencia. "Por supuesto que esperábamos otra cosa, nos sentimos defraudados, pero respetamos la separación de poderes. Esta era una posibilidad, la habíamos previsto, sabíamos que podía ocurrir", ha declarado a los medios al salir de la corte.

Troccoli no ha acudido a la vista, pero sí lo ha hecho su abogado, Alfonso Domingo Scarano, que ha celebrado el fallo pero ha asegurado que lo esperaban, pues la Fiscalía, a su juicio, "no ha aportado ninguna prueba que demuestra" su culpabilidad.

Fernández Troccoli (Montevideo, 1947) es un exmilitar uruguayo que fue miembro de los servicios de inteligencia S2 del FUSNA, el cuerpo de fusileros navales, durante la dictadura uruguaya (1973-1985).

Cuenta con la nacionalidad italiana desde 2002 y en la actualidad reside en Marina di Camerota, una pequeña localidad de la provincia de Salerno, en el sur de Italia.

La Justicia uruguaya trató de juzgarle en 2007, pero entonces ya había salido del país y residía en Italia.

Ese año la Fiscalía de Roma emitió 146 órdenes de arresto para 61 argentinos, 7 bolivianos, 13 brasileños, 22 chilenos, 7 paraguayos, 4 peruanos y 32 uruguayos, entre ellos Fernández Troccoli, al acusarles del asesinato de italianos latinoamericanos en el marco del Plan Cóndor.

MEDIDA PREVENTIVA

En diciembre de 2007 Fernández Troccoli ingresó en una prisión italiana como medida preventiva, hasta que dos meses después, en febrero de 2008, un Tribunal de Roma dictaminó su excarcelación al no ver pruebas suficientes para proseguir con el encarcelamiento.

Su excarcelación definitiva se produjo en abril de 2008 y, dado que cuenta con la nacionalidad italiana, las autoridades de Roma no permitieron su extradición a Uruguay.

Ateniéndose al derecho internacional, Italia no le extraditó, pero sí le ha juzgado por el asesinado de varios italianos latinoamericanos y por el de una veintena de uruguayos durante el Plan Cóndor, en las décadas de 1970 y 1980.

Pese a que en un principio los imputados ascendían a 146 personas vinculadas con los regímenes militares de los citados países, la lista final se ha visto reducida a 27, a causa de las trabas burocráticas de los Estados a la hora de tramitar las imputaciones y por la muerte de algunos acusados, todos de avanzada edad.

Fernández Troccoli es el único de los imputados que se ha personado en el juicio.

Temas: Uruguay Italia