Según los medios británicos

Paso al frente de Camilla ante los problemas de salud de Isabel II

Los asistentes de Buckingham preparan un plan para que la duquesa de Cornualles asuma un papel más importante del que ha tenido hasta ahora

El príncipe Carlos y su esposa, Camilla, durante una visita a Dumfries House, en Cunnock, el pasado septiembre.

El príncipe Carlos y su esposa, Camilla, durante una visita a Dumfries House, en Cunnock, el pasado septiembre. / AFP / ANDREW MILLIGAN

3
Se lee en minutos
Laura Estirado
Laura Estirado

Periodista

Especialista en Gente, Moda, Tendencias, Estilo y Redes

Escribe desde Barcelona

ver +

Durante las próximas dos semanas la agenda oficial de Isabel II, de 95 años, se ha congelado. Los doctores de la reina le han prescrito reposo y tranquilidad en su residencia de Windsor, tras su ingreso hospitalario para realizarle unos exámenes médicos el pasado 20 de octubre. Su Majestad ingresó un día por sorpresa, y por una dolencia que no ha trascendido, en el hospital privado de King Edward VII. Palacio comunicó después que la soberana "se encuentra con buen ánimo" y que seguirá llevando a cabo "tareas ligeras", como videollamadas y la lectura de documentos gubernamentales de las cajas rojas que sigue recibiendo a diario.

Esta situación inédita debida a un problema de salud de Isabel II, que la impedirá acudir a los actos que requieren su presencia como jefa de Estado, como por ejemplo a la COP26, deberá cubrirse con otros miembros de la realeza.

Ante la posibilidad de que esta situación pueda alargarse en el tiempo, los asistentes de palacio están redactando planes para que Camilla, la esposa del príncipe heredero, Carlos de Inglaterra, asuma un papel significativamente más importante del que ha tenido hasta ahora, y, según recogen varios medios británicos, es posible, incluso, que pueda ser designada como una de las cuatro personas que pueden representar a la reina en actos públicos. Precisamente, la figura de Camilla está ahora al alza, después de que la semana pasada la duquesa de Cornualles pronunciara un encendido discurso pidiendo acciones urgentes para atajar la violencia sexual contra las mujeres.

Cuatro consejeros reales

Según las reglas consagradas en la ley y detalladas en el sitio web la casa real, cuatro miembros de la familia tienen actualmente el derecho de ser Consejeros de Estado para tomar el relevo de la reina si esta no puede cumplir con sus deberes, por encontrarse en el extranjero o estar enferma. Estos Consejeros son el príncipe Carlos, el príncipe Guillermo, el príncipe Andrés y el príncipe Enrique, que son los cuatro siguientes en la línea de sucesión al trono y que tienen más de 21 años, claro, por lo que quedan excluídos los hijos de Guillermo, Jorge, Carlota y Luis.

Pero ni Andrés de York, en medio de una demanda por presunto abuso sexual presentada en los tribunales de EEUU, ni el duque de Sussex, que abandonó sus funciones oficiales y actualmente vive con su familia en California, son en estos momentos miembros activos de la familia real, por lo que tampoco pueden ser consejeros de la reina.

Según recoge el 'Daily Mail', se requiere que "dos Consejeros de Estado actúen juntos en un quorum para realizar funciones cruciales, como otorgar la aprobación real a los proyectos de ley que pasan por el Parlamento o nombrar a los jueces del Tribunal Superior". El rotativo recoge las palabras del profesor Craig Prescott, experto constitucional de la Universidad de Bangor, que asegura que la situación actual puede acarrear problemas gubernamentales. "Existe un riesgo pequeño, pero rea,l de que la falta de disponibilidad de Consejeros de Estado pueda obstaculizar el funcionamiento de la Constitución. Sin duda, esto podría complicar mucho más el funcionamiento diario del Gobierno", apunta el experto.

El diario apunta que la reina estaría dispuesta a agregar a la duquesa de Cornualles como Consejera de Estado; de todos modos lo será cuando Carlos asuma el trono. Los asistentes de palacio, según el 'Daily Mail', también estarían considerando a las princesas Beatriz y Eugenia (hijas de Andrés) o los hermanos de Carlos, la princesa Ana y el príncipe Eduardo.

Apretada agenda de Carlos y Guillermo

Noticias relacionadas

El entorno de Buckingham ha dejado caer a la prensa la petición que se le ha hecho a Camila para que asista a actos públicos en ausencia de Isabel II. Su esposo, por su parte, está en la cumbre del G20 en Roma en representación de la jefatura de Estado de Reino Unido. En noviembre, Carlos tiene prevista una gira oficial por Jordania y Egipto, con lo que dejará a su primogénito como único Consejero de Estado, si para entonces no se han designados a otros nuevos.

Existe un precedente de la intervención de los Consejeros de Estado, fue durante la gira de la reina y el príncipe Felipe por Nueva Zelanda, en 1974. Entonces, la reina madre y la princesa Margarita sustituyeron a Isabel II.