13 jul 2020

Ir a contenido

Visto en Twitter

'Influencers sin fronteras': críticas por mostrar cómo 'ayudan' a pobres durante sus vacaciones

Un usuario recopila mensajes y fotografías de jóvenes que utilizan estas escenas para ganar 'likes' en Instagram

María Aragón

'Influencers sin fronteras': críticas por mostrar cómo 'ayudan' a pobres durante sus vacaciones

Un verano más, las redes sociales se llenan de imágenes de nuestras vacaciones. Playas, playas y más playas entre las que se cuelan escenas fuera de la cotidianeidad. Y en esto los influencers son los primeros. Entre imágenes en las que disfrutan de la vida (muchas veces aprovechando su fama o sus seguidores en Instagram), siempre hay tiempo para algo que se ha puesto muy de moda en los últimos años: acudir a sitios pobres y contarlo.

Con la proliferación de escenas tiernas de influencers en zonas pobres, el usuario 9000x ha publicado un hilo en Twitter recogiendo los testimonios más emotivos. Y más criticados. "Esta preciosa niñita me partió el corazón", decía una de ellas.

"Me duele entender cómo puede haber tanta gente con tanta necesidad. Qué ganas de poder cambiar esto en el mundo. La abracé con muchísimo cariño porque no tenía ni comida, ni ropa calentita, ni dinero ni nada. Solo le di un abrazo súper calentito y con muchísimo cariño que estoy segura lo sintió más y agradeció más que cualquier otras cosa. ¡Al menos yo sí!"

Pero el relato solo acababa de empezar. Entre los asistentes a zonas pobres, hay mucha variedad. Hay quienes muestran su pasión por la diversidad cultural de esta manera:  "En la playa me encontré con este bebote que estaba con su hermano pescando. Aprendí tanto al observarlos. Siempre digo que cuando sea más grande quiero adoptar un "negrito". AMO LA DIVERSIDAD CULTURAL". 

Fotos en las que se posa con personas pobres en el lugar que han visitado. "Gracias dios por vivir esta experiencia y cargarme con sonrisas tan sinceras".

"Lucía me dijo que desde muy pequeña ha vendido muñecas de trapo en las empedradas calles para sacar a su familia adelante. Amé su ímpetu y su mirada afable, me fue imposible resistirme y compré un par de lindas muñequitas", explica otro joven, añadiendo el contexto de la foto, un festival de moda, además de las marcas de las que viste en la fotografía.

Luego están los que solo necesitan una hora para "hacerles felices".

O los que hacen una "buena acción" regalando a estos pobres un chocolate del que evidentemente no ocultan la marca.

Estas muestras de solidaridad de los influencers alrededor del mundo han despertado numerosas críticas en Twitter, donde volcó el contenido este usuario.

Aunque también hay alguna defensa. "Que parezca ridículo no quiere decir que no sea de corazón", responde una usuaria.