Ir a contenido

RECETAS FÁCILES

Nuggets de pollo

Crujientes, crujientes... rebozadas en patatas fritas

Lu de Comando Cocina

Las patatas así antes las vendían en las tiendas de chuches cuando éramos pequeñas y nos encantaban.

Los nuggets, en su origen, eran una masa de pollo picado y rebozado, con forma de pepita, que generalmente se cocinaban fritos aunque también se podían hornear.

La palabra nugget en inglés significa pepita.

En la actualidad llamamos así a una gran cantidad de variantes, tanto en su forma como en su relleno. Eso sí, la base sigue siendo la carne de pollo y la forma pequeña, que se pueda comer de bocado.

Nuestros nuggets llevan incorporadas las patatas fritas así que tenemos el éxito asegurado.

Y esto me ha recordado que hace unas décadas, cuando el mundo de las chuches era bien diferente, era habitual la figura del 'patatero'. Se vendían las patatas fritas y también las migas y éstas últimas nos encantaban.

Espero que os guste esta receta. Os la recomiendo por su sencillez y porque está riquísima!.

INGREDIENTES 

- Pechugas de pollo enteras
- Patatas fritas de bolsa (a punto de sal)
- Harina de tempura (para rebozar)
- Agua con hielo (súper fría)
- Aceite de oliva
- Aceite de girasol
- Pimienta negra
- Sal

CONSEJOS

Me gusta mezclar los dos aceites de oliva y de girasol, el de oliva porque le da un pelín de sabor y el de girasol porque quedan más crujientes durante bastante tiempo, pero también lo podéis freír con el que más os guste.

El bol prefiero que sea metálico o de cristal porque conserva mejor el frío de los hielos y del agua para hacer la tempura y que esta esté bien fría antes de freírla.

ELABORACIÓN

En un bol, mejor si es metálico o de cristal, poner la harina e ir añadiendo agua fría con hielo. Remover hasta conseguir una mezcla homogénea y densa.

En otro bol añadir la bolsa de patatas y romperlas con los dedos hasta que queden en trozos pequeños.

Trocear las pechugas (tamaño bocado), untarlas en la mezcla de tempura y después rebozarlas con las patatas.

Poner el aceite en una sartén (mitad de oliva y mitad de girasol) y freírlas por los dos lados hasta que estén doradas.

SUGERENCIA DE LU

Las podéis acompañar de cualquier salsa: mayonesa, salsa chipotle, barbacoa, alioli… que están riquísimos o también de unos canónigos, berros o bouquet de ensalada con tomates cherrys. Probadlos, os encantarán!

EL PERIÓDICO te ofrece las mejores recetas, desde la alta cocina de Carme Ruscalleda a los secretos de los nuevos cocineros o las mil y una formas en las que se pueden preparar los canelones.

Más recetas en ComandoCocina.