Opa exitosa

MásMóvil engulle a Euskaltel y acorta distancia con Vodafone

La operadora, que necesitaba una aceptación del 75% del capital, logra el 98% y prepara la exclusión de Euskaltel del mercado

MásMóvil seguirá siendo el cuarto operador del mercado de 'telecos' español pero se acerca un poco más a sus competidores

Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil.

Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil. / José Luis Roca

3
Se lee en minutos
Sara Ledo
Sara Ledo

Periodista

ver +

MásMóvil engulle a Euskaltel. La operadora amarilla ha logrado hacerse con el 98% de las acciones de la vasca, después de la opa amistosa que lanzó en marzo sobre el 100% de la compañía por 2.000 millones. Con este resultado, se asegura el éxito de la operación y pone en marcha la maquinaria para excluir a Euskaltel de Bolsa. Un paso más del conocido como el cuarto operador español, propiedad de los fondos KKR, Civen y Providence, para reforzar su posición en un mercado que lideran, por este orden, Movistar, Orange y Vodafone.

La compañía que dirige Meinrad Spenger necesitaba al menos el 75% para hacerse con el operador vasco y ha superado con creces este porcentaje hasta el 97,67%, la tasa de aceptación más alta de los últimos quince años, con permiso del 98% de Europac ante la opa de DS Smith en 2019. No obstante, el éxito de la oferta era en parte anunciado, pues contaba desde su anuncio con el respaldo de los principales accionistas de la compañía (Zegona, Kutxabank y Alba Europe) que suman el 52,32% del capital social. 

Inmersa ahora en que la operación e integración se materialicen en los próximos meses, el alto nivel de aceptación le permite realizar, como había anunciado, una exclusión rápida de Bolsa de Euskaltel (squeeze-out, en la jerga bursátil), que se activará a lo largo de los próximos días, para adquirir el 100% de sus acciones en un plazo reducido de tiempo. Será a partir de entonces cuando la compañía desvele su estrategia, pero lo cierto es que con este pequeño movimiento (las posiciones en el mercado de las telecomunicaciones siguen siendo las mismas) consolida su crecimiento y "amplia aún más su ventaja respecto a sus competidores", como indica la propia MásMóvil en un comunicado.

Entre sus competidores hay uno que destaca por encima del resto: Vodafone. La filial del grupo británico sonó durante meses como posible candidato a una opa de MásMóvil que finalmente no llegó a puerto y ahora mira por el retrovisor como el operador amarillo acelera en su presión por la tercera posición. La unión MásMóvil-Euskaltel permitirá al cuarto operador extender su presencia geográfica, con especial incidencia en el norte a través de las enseñas Euskaltel, R y Telecable (Euskadi, Galicia y Asturias), y dará lugar a un grupo con cerca de 14 millones de líneas, unos ingresos estimados de aproximadamente 2.700 millones de euros, 26 millones de hogares conectados con fibra, y más de 1.900 empleados. Además, también confluye la presencia relevante de MásMóvil a nivel residencial con la de Euskaltel en el segmento de empresas y administraciones públicas.

Noticias relacionadas

Vodafone todavía está lejos, con unos ingresos de 4.800 millones de euros, pero al contrario que MásMóvil su facturación en vez de crecer decrece en los últimos años. En cuando al 5G, la nueva revolución, Vodafone acaba de invertir 350 millones de euros en espectro en la banda de 700 Mhz que deberá desplegar en los próximos meses y que se sumarán a los 90 MHz que tiene en la banda de 3,7 Ghz. MásMóvil, que no participó en la puja de hace unas semanas, cuenta con red propia (80MHz en la banda de 3,5 GHz) y acuerdos con terceros (tiene un contrato con Orange, que prevé extender cuando se despliegue la nueva banda de 700MHz, por el que dispondrá de las mismas prestaciones en 5G que la operadora naranja). Con esta combinación, llega en la actualidad a 500 municipios españoles.

No habrá eres ni cambio de sedes

MásMóvil se ha comprometido a no implementar programas de regulación de empleo (ere) en Euskaltel, sino a "tratar de generar nuevos puestos de trabajo" alrededor de sus nuevas líneas de negocio, como son la energía verde o la telemedicina, y de sus inversiones. Además, mantendrá sus sedes actuales en Euskadi, Galicia y Asturias. E, incluso, según añade, priorizará el despliegue de red de fibra óptica y 5G en País Vasco, Galicia y Asturias.

Temas

Bolsa