Más ataques informáticos

La pandemia eleva la actividad de la ciberseguridad en Catalunya y emplean a 6.900 personas

Más del 80% de las firmas del sector son pymes y facturan 820 millones de euros al año

La pandemia eleva la actividad de la ciberseguridad en Catalunya y emplean a 6.900 personas

Jean-Philippe Ksiazek (AFP)

3
Se lee en minutos
Eduardo López Alonso
Eduardo López Alonso

Periodista.

Especialista en distribución, comercio, industria, lobis, empresas, farmacéuticas, sector inmobiliario, telecomunicaciones, innovación, logística, infraestructuras, consumo, transporte, energía, sostenibilidad...

Escribe desde Barcelona

ver +

La pandemia ha incrementado el peso de la ciberseguridad como sector económico. Un estudio Acció, la agencia catalana para promover la competitividad de las empresas apunta a que en Catalunya operan un total de 361 empresas que facturan 820 millones de euros solo en Catalunya. Emplean a unos 6.900 trabajadores de alta cualificación. La mayoría de esas empresas de ciberseguridad son pymes (83%), mientras que el 13% son empresas emergentes. En ambos casos, parecen ser inmunes a la pandemia. Pese a ser empresas de pequeño tamaño, el 56% de ellas facturan más de un millón de euros y el Govern las tiene en el punto de mira como uno de los ámbitos de actividad más prometedores. El ejemplo de Israel y su avanzado sector de ciberseguridad es siempre una referencia para el Govern. Una de las razones del auge de este tipo de empresas es el incremento de teletrabajadores. Los ciberataques se han incrementado en el último año en torno al 400% según el FBI a escala mundial. El 51% de esos ataques se produjeron como consecuencia del teletrabajo y las brechas de seguridad abiertas. 

A escala global, según el informe, el 79 % de las empresas prevé un aumento en el gasto en ciberseguridad a corto plazo, ya que tres de cada cuatro esperan un crecimiento de ciberataques. De acuerdo con el estudio, algunos de los sectores en los que la ciberseguridad está teniendo y tendrá más aplicaciones son la industria, la movilidad, los servicios financieros, los seguros, la salud, el e-commerce, la educación, las administraciones, las redes sociales, la educación y las 'smart cities', entre otros. Así, se describen aplicaciones en ámbitos como la protección de dispositivos inteligentes, la seguridad en operaciones de banca a distancia, la detección del fraude en la banca y los seguros; la protección de sistemas de comunicación por satélite y los vehículos autónomos y conectados; la protección de los datos de los clientes del comercio digital o los servicios de salud a distancia, por ejemplo.

El mercado de la ciberseguridad se concentra principalmente en Estados Unidos, con el 77% de las empresas líderes a escala mundial, según se recoge en el estudio. En cuanto al resto de países, destacan Israel, el Reino Unido y Canadá. Catalunya pretende situarse entre esas potencias, ya que para ello lo fundamental es el capital humano.

Noticias relacionadas

El Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe) gestionará este año 260 millones de euros en ayudas para fortalecer las capacidades de ciberseguridad empresarial. Este organismo registró el pasado año 130.000 incidentes graves en ciberseguridad, además de un aumento del 80% de ciberataques con casi 40.000 ataques diarios. Las previsiones indican que esta cifra seguirá aumentando, ya que los ciberdelincuentes están poniendo el foco en aquellas organizaciones que no están tan protegidas y que suelen responder a un perfil de pequeña o mediana empresa. De acuerdo con el State of Website Security and Threat Report, el 75% de las pymes cree que los ataques ocurrirán con más frecuencia en 2021.

Según Orbis Research, el mercado de ciberseguridad tendrá un valor de unos 164.000 millones de dólares en 2024, como consecuencia, en gran medida, del aumento del teletrabajo. Las áreas que más crecen este 2020 en el mundo son la seguridad cloud (+ 33,3% respecto 2019), las soluciones de seguridad de los datos (+ 7,2%) y la seguridad de las aplicaciones (+ 6,2% ). También se subraya que el número de patentes otorgadas en el ámbito de la ciberseguridad ha aumentado una media del 20% anual desde 2015. Por otro lado, el estudio también parte de la definición de la European Cybersecurity Organization (ESCO) a la hora de identificar los proveedores de productos, consultoría y servicios de ciberseguridad en Europa según cinco ámbitos de capacidad principales: identificar (desarrollar la infraestructura de ciberseguridad para gestionar los riesgos), proteger (soluciones para la reducción del impacto de los ataques, garantizar la seguridad y el rendimiento de los sistemas informáticos), detectar (medidas para identificar la aparición de ciberataques), responder (actuar adecuadamente sobre los incidentes detectados) y recuperar (restaurar las capacidades o los servicios afectados debido a incidentes cibernéticos). Según estos parámetros, el documento concluye que las empresas de ciberseguridad con presencia en Catalunya están principalmente especializadas en la capacidad de proteger, mientras que las soluciones para realizar copias y almacenamiento de seguridad son los productos y servicios que más ofrecen.