Ir a contenido

Telecomunicaciones

Telefónica vende a Asterion sus centros de datos por 550 millones de euros

La compañía vende 11 de sus 23 centros pero seguirá prestando en ellos servicio a sus clientes como hasta ahora

La operación tendrá una plusvalía para la compañía de alrededor de 260 millones de euros

Sara Ledo

Telefónica emitió un breve pronunciamiento en el que expresa su disposición a colaborar con las autoridades de Costa Rica.

Telefónica emitió un breve pronunciamiento en el que expresa su disposición a colaborar con las autoridades de Costa Rica. / EFE

Telefónica sigue con sus operaciones para reducir deuda y optimizar su balance. El último movimiento de la teleco ha sido la venta a Asterion Industrial Partners, un fondo de inversión especializado en infraestructuras, de once centros de datos por 550 millones de euros, según ha informado este miércoles la operadora en un hecho relevante a la CNMV. 

Los centros vendidos están localizados en siete países: España (2), Brasil (1), Estados Unidos (1), México (2), Perú (2), Chile (1) y Argentina (2). La compañía presidida por José María Álvarez-Pallete se desprende así de 11 centros con una capacidad en servicio de 29 megavatios de los 23 que tiene en todo el mundo, en una operación que estima supondrá una plusvalía, antes de impuestos y de minoritarios, de aproximadamente, 260 millones de euros. 

No obstante, el acuerdo entre Telefónica y Asterion incluye la firma de un contrato de prestación de servicios por el cual la operadora seguirá prestando y gestionando los servicios a sus clientes desde los centros de datos vendidos y mantendrá la relación directa con ellos tal y como había hecho hasta ahora.

Por otra parte, el contrato permitirá a Asterion apalancarse en la red de ventas de las operaciones del grupo Telefónica para comercializar el resto de capacidad disponible en los 'Data Centers'. La operación no incluye la venta de servidores de Telefónica o de sus clientes alojados en los mismos, ni la gestión y acceso a los mismos.

Según informa la teleco en el hecho relevante, el cierre de la venta se hará efectivo en un plazo aproximado de dos meses, con la excepción de cuatro de los once centros cuya transmisión está condicionada a determinadas autorizaciones y trámites administrativos.

Reducir deuda

El acuerdo de Telefónica con Asterion se enmarca dentro del objetivo de Telefónica, implantado por su presidente José María Álvarez-Pallete, de reducir deuda –desde la llegada de Pallete a la compañía, en abril de 2016, la deuda se ha reducido en aproximadamente 12.000 millones de euros hasta situarse a cierre de 2018 en 41.785 millones de euros-. 

"Esta operación se enmarca dentro de la política de gestión de cartera de activos del grupo Telefónica, basada en una estrategia de creación de valor, optimización del retorno sobre el capital y posicionamiento estratégico. Asimismo, complementa el objetivo de reducción de deuda y fortalecimiento de balance por la vía orgánica, en un escenario de generación de caja creciente, que nos permite a la vez mantener una remuneración al accionista sostenible y atractiva", apunta la compañía.