Ir a contenido

NEGOCIO BANCARIO

Los clientes de ING podrán sacar dinero en los supermercados Dia

El sistema será similar al que se utiliza en el Reino Unido que permite obtener efectivo cuando se paga una compra

EL PERIÓDICO / BARCELONA

En el mundo anglosajón hace años que opera la fórmula de ir al supermercado a hacer la compra y a la hora de pagar pedir a la cajera que cargue en la tarjeta de crédito o débito una cantidad superior a la factura y que entregue al cliente la diferencia en efectivo. Esta práctica, conocida como cashback, está extendida en países como Gran Bretaña en el que la densidad de cajeros es muy reducida en comparación con la dimensión de las ciudades y la población. En España la primera entidad que pondrá en marcha este sistema será el grupo holandés ING, que permitirá a sus clientes sacar dinero en los supermercados Dia de forma gratuita cuando efectúen alguna compra.

El acuerdo entre la cadena y el banco holandés se presentará formalmente este jueves en una rueda de prensa a la que asistirán el consejero delegado de la cadena de supermercados, Ricardo Currás, y la directora general de ING Direct, Almudena Román. El pacto incluye a otros 'partners', además de la cadena de supermercados presidida por Ana María Llopis, que cuenta con un total de 5.000 tiendas en España. En España, el país de la Unión Europea con una mayor red de cajeros debido a la tradición de ponerlos a disposición de sus clientes por parte las cajas de ahorro, este sistema nunca se había llegado a plantear porque no tenía sentido económico. Hasta que estalló entre los bancos la llamada guerra de las comisiones en los cajeros hace un año. Según adelanta El Economista, ING está trabajando en un sistema que permitiría a sus clientes sacar dinero en distintos comercios, tales como gasolineras, utilizando una aplicación de móvil. De hecho, el banco ya ha instalado más de cuarenta cajeros propios en varios centros comerciales.

La batalla por el cobro de comisiones por sacar dinero de los cajeros fue iniciada por CaixaBank que empezó a reclamar dos euros a los no clientes por sacar efectivo de sus máquinas, al entender que no tenía por qué subvencionar a otras entidades por permitir que titulares de tarjetas de otros bancos pudieran sacar dinero en sus cajeros a unos costes que consideraban muy bajos. A CaixaBank se unieron el resto de grandes bancos lo que acabó motivando que el Gobierno regulara sobre la denominada doble comisión a los clientes. La batalla de la banca iba orientada hacia entidades con una red muy pequeña de cajeros y en especial contra ING.

CaixaBank tiene la red más amplia de cajeros, con más de 9.500, instalados mientras que ING tiene una red de 115 cajeros, cifra que está aumentando en los últimos meses, pero que sigue siendo ínfima comparada con los 44.000 que existen en España.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.