CHAMPIONS

Inter-Madrid: Ancelotti invoca el espíritu de la Décima ante el debut europeo

El conjunto blanco empieza su torneo fetiche en el campo de un Inter que ha perdido a Lukaku y Conte

Ancelotti habla con sus jugadores en Milán.

Ancelotti habla con sus jugadores en Milán. / AFP / MIGUEL MEDINA

2
Se lee en minutos
Roger Pascual
Roger Pascual

Periodista

Especialista en fútbol, baloncesto, balonmano

Escribe desde Barcelona

ver +

Desde que en 2018 Cristiano Ronaldo hizo las maletas tras celebrar la tercera Champions seguida, el Madrid no ha vuelto a conquistar su competición fetiche.Carlo Ancelotti, el técnico que abrió una saga blanca de cuatro orejonas en cinco años, asume que ahora no les cuelguen la etiqueta de grandes favoritos al título. Pero avisa que nadie subestime a un equipo por el año pasado nadie apostaba y que se quedó a un paso de la final.

«Hay un ambiente más distinto, pero no es casualidad que este club haya ganado 13 Champions. Es una motivación especial la que hay con esta competición. La motivación antes de este partido es la misma que antes de la Décima», reflexionaba antes de medirse al Inter. El conjunto blanco inicia su andadura hoy en Milán, en un grupo casi idéntico al del año pasado. Solo el exótico Sheriff Tiraspol, un club de la República de Transnistria que compite por la federación moldava, cambia respecto al grupo de los blancos del año pasado, en el que también estaban el Shakhtar y el Inter.

El campeón italiano y el Madrid vuelven a verse las caras, aunque haya varios cambios significativos respecto al duelo del año pasado. Simone Inzaghi ha ocupado el vacío dejado por Antonio Conte, que tras acabar con la hegemonía de la Juve dejó el cargo en busca de nuevos retos. Habría podido recalar en el Santiago Bernabéu si no hubiera sido vetado por parte de la plantilla madridista, un rechazo que abrió las puertas de Ancelotti como relevo de Zinedine Zidane. 

En el campo también habrá ausencias ilustres. Será el primer partido de Champions del Madrid sin Sergio Ramos, excapitán y símbolo blanco, pero también el primero del Inter sin Romelu Lukaku. Las estrecheces económicas obligaron al club italiano a desprenderse del killer belga, mejor jugador de la última Serie A, y del exmadridista Achraf Hakimi.

Noticias relacionadas

 Dos bajas de peso que la directiva italiana ha intentado compensar con las llegadas del lateral neerlandés Denzel Dumfries, que deslumbró en la Eurocopa, el exsevillista Joaquín Correa y Edin Dzeko. El  bosnio acompaña ahora en la delantera a Lautaro Martínez, por el que el Barça se planteaba pagar más de 100 millones hace poco más de un año, aunque parezca que hace un siglo.

El Madrid se aferra al gran inicio de Benzema, su referente indiscutible, y de un Vinicius que ha afinado la puntería en en este inicio de temporada. «Sin duda tendremos cuidado especial con Vinicius», reconoció Inzaghi. «La única diferencia es que es más frío ante la portería», valoró Ancelotti sobre el punta brasileño. El técnico madridista, que lamentó la baja de Marcelo, confía en poder contar con Alaba, que se perdió el pulso con el Celta por unos problemas musculares.