Ir a contenido

EL POLÉMICO DEFENSA BALCÁNICO

Vida, el torbellino croata que soliviantó a los rusos

El central croata, de 29 años, sufre las iras de los hinchas por sus proclamas a favor de Ucrania

Raúl Paniagua

Vida celebra el pase a la final ante Inglaterra.

Vida celebra el pase a la final ante Inglaterra. / AP / ALASTAIR GRANT

En una Croacia con estrellas como ModricRakiticPerisic y Mandzukic también son necesarios los complementos, esos jugadores polivalentes que siempre cumplen y animan el vestuario. Uno de ellos es el central Domagoj Vida (Nasic, 29 años), que forma una pareja volcánica atrás con Lovren. Pura intensidad.

El defensa del Besiktas ha destacado sobre el césped pero también con sus típicas locuras, alguna bastante desafortunada. Después de eliminar a Rusia en cuartos al defensa no se le ocurrió otras cosa que gritar "Gloria a Ucrania" en un vídeo publicado en su cuenta de Instagram. El exjugador del Dinamo de Kiev ya ha pedido perdón a los rusos.

Advertencia de la FIFA

No fue una gran idea la del central. En Rusia no caen excesivamente bien los croatas. Con sus palabras encendió aún más los ánimos de unos anfitriones hermanados con Serbia. El comité disciplinario de la FIFA le envió una advertencia. Se salvó por poco, ya que el organismo prohíbe en su artículo 3 "consignas políticas de cualquier forma".

Vida (derecha) festeja el pase a la final junto al portero Subasic, tendidos en el césped del Luzhniki / THANASSI STAVRAKIS (AP)

No hubo castigo y el balcánico pudo jugar ante Inglaterra en Moscú, donde fue silbado durante todo el choque. "Lamento que se malinterpretara todo. No queríamos ofender a nadie, solo era una agradecimiento por el apoyo recibido desde Ucrania. Pido perdón al pueblo ruso".

El asistente, expulsado

En el vídeo también aparecía el exjugador Ognjen Vukojevic, que coincidió con Vida en Kiev y cerraba la grabación con un "¡Vamos Croacia!". El actual asistente de Dalic fue despedido por esas arengas. "Entedemos perfectamente que fue un acto inapropiado. Nos unimos a la postura de la FIFA: el deporte fuera de la política. Simplemente hicieron un acto temerario fruto de la euforia por el éxito. Esta historia no puede arruinar esta fiesta del fútbol", terció Davor Suker, presidente de la federación croata.

  

No es la primera vez que Vida protagoniza un episodio volcánico. En el 2012, se abrió una cerveza en pleno viaje con su equipo de entonces, el Dinamo de Zagreb. El técnico, Ante Cacic, le pilló y le hizo bajar del autocar en marcha. La broma le costó 100.000 euros. Famosa fue también su celebración tras tumbar a Grecia en la repesca, cuando roció al seleccionador Dalic con champán.  

Amistad con Rakitic

Aquella felicidad ha llegado hasta Rusia, donde su selección peleará por el título mundial por primera vez en su historia. En la zona mixta se lo pasó en grande junto al portero Subasic tras batir a los 'pross'. Unidos por una bandera croata se partían de risa junto a los periodistas.

Vida, con su hijo en brazos, celebra el triunfo ante Inglaterra con Mandzukic / ALASTAIR GRANT (AP)

Otro gran día para el polivalente defensa fue el de los cuartos de final, cuando marcó el 1-2 ante Rusia en la prórroga y después anotó en la tanda de penaltis. "Hemos regresado cuando parecía que no podríamos conseguirlo. Nunca lo hemos tenido fácil, pero somos un pueblo unido y guerrero", explica el central, uno de los mejores amigos de Rakitic en la selección.

Casado con una Miss

A pesar de jugar atrás, ha metido otros goles claves en su vida. Hace seis años clasificó al Dinamo de Zagreb para la Champios con un gol en el minuto 97 contra el Ludogorets. Tres años después firmó ante el Dnipro el tanto que supuso el título de Liga para el Dinamo de Kiev después de seis años de sequía.

El defensa croata Vida, junto a su esposa Ivana Gugic / TWITTER

Vida está casado con Ivana Gugic, ‘Miss Croacia’ en el 2014. Su hijo, de tres años, se lo pasó en grande en el césped del Luzhniki el pasado miércoles. El padre del defensa, Rudika, fue un goleador famoso del Osijek y el Belisce.

0 Comentarios
cargando