Infraestructuras

El derrumbe de un enorme muro sobre las vías deja inoperativa la línea de FGC Barcelona-Terrassa

Imagen del derrumbe sobre las vías deja inoperativa la línea de FGC Barcelona-Terrassa

Imagen del derrumbe sobre las vías deja inoperativa la línea de FGC Barcelona-Terrassa / ACN

3
Se lee en minutos
Carlos Márquez Daniel
Carlos Márquez Daniel

Periodista

Especialista en Movilidad, infraestructuras, política municipal, educación, medio ambiente, área metropolitana

Escribe desde Barcelona

ver +

Junto al Hotel don Cándido, uno de los edificios más singulares de Terrassa. Ahí, donde el tren aún circula al descubierto justo antes del túnel que cruza la cocapital del Vallès, una de las enormes paredes que protegen la infraestructura se ha derrumbado y ha caído sobre las vías la tarde del viernes, sobre las 16.30 horas, lo que ha obligado a cortar la circulación de la línea S1 de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC). No ha habido heridos porque en ese momento, afortunadamente, no pasaba por ahí ningún convoy, pero el alcance del siniestro aventura una reparación que no será de un día para el otro. Ha sucedido el mismo día en que un tren de la R3 de Rodalies descarrilaba a primera hora entre Planoles y Ribes de Freser a raíz de un desprendimiento. En ese caso, 12 personas y el maquinista del convoy han tenido que ser evacuados en bus hasta su destinación tras un breve paseo a pie. Mal día para el ferrocarril a este lado del Ebro.

La pared que ha cedido, justo antes de entrar en un túnel y junto al Hotel don Cándido

/ Google

En ninguno de los accidentes ha habido que lamentar daños personales. Molestias, muchas. Y las que están por venir. La línea S1 une plaza de Catalunya, en Barcelona, con la estación de Terrassa-Nacions Unides.

El incidente ha obligado a guillotinar el recorrido, de manera que los trenes solo llegan hasta Sant Cugat, con lo que hay ocho apeaderos que se quedan sin servicio de tren y que ahora pasan a estar conectados por un bus. Son las paradas de Mira-sol, Hospital General, Rubí, Les Fonts, Terrassa-Rambla, Vallparadís Universitat, Terrassa Estació del Nord y Terrassa-Nacions Unides. En el momento del colapso, un tren circulaba a la altura de Les Fonts, se ha quedado sin alimentación eléctrica por la caída de la catenaria y los pasajeros han tenido que esperar a que una locomotora los remolcara hasta la estación.

Poco a poco

La pared derrumbada está entre las paradas de Les Fonts y Terrassa Rambla. Que los trenes den la vuelta en Sant Cugat y no en Les Fonts se explica, señala un portavoz de FGC, por los daños que el derrumbe ha causado precisamente en la catenaria. Los técnicos de la empresa estudian ahora las causas del desprendimiento del muro, que separa la infraestructura ferroviaria de la calle del Tren de Baix y de la Rambleta del Pare Alegre. La prioridad por ahora es ir abriendo la circulación entre Sant Cugat y Les Fonts. Recuperar toda la línea será una tarea más complicada, por eso Ferrocarrils no se atreve aún a poner una fecha de reapertura total. La tercera teniente de alcalde de Terrassa, Lluïsa Melgares, ha anunciado que el corte durará al menos una semana.

Noticias relacionadas

En el caso de Rodalies, el descarrilamiento se ha producido a las siete de la mañana en la boca de uno de los túneles de montaña que atraviesan los trenes entre Planoles y Ribes de Freser. Todas las personas que iban en el tren han resultado ilesas. Han tenido que ir a pie hasta un paso a nivel situado a unos 300 metros y desde allí han seguido su camino por carretera. Técnicos de la empresa estatal Adif ya analizan el alcance de la cosa, mientras Renfe ha establecido un servicio alternativo en bus que enlaza estos dos municipios.