Ir a contenido

INFORME MUNICIPAL

Los barceloneses eligen su barrio para comprar

El 94% de los vecinos adquiere los productos alimenticios en comercios de proximidad

El Periódico

Paradas del Mercat del Ninot.

Paradas del Mercat del Ninot. / FERRAN SENDRA

Los barceloneses compran en su barrio, suelen hacerlo en tiendas especializadas o mercados y siguen siendo las mujeres las que se ocupan de ello. Estas son algunas de las conclusiones del último informe de hábitos de consumo del Ayuntamiento de Barcelona, que arroja algunos cambios respecto a cómo se comportaban los vecinos cinco años atrás. El estudio sirve para desmontar algunas creencias generalizadas.

Para empezar la de la compra por Internet. Los vecinos de la capital catalana, o por lo menos los 2.000 encuestados, no adquieren masivamente sus productos de primera necesidad a distancia. Salen de sus casas, caminan como máximo 20 minutos, y se hacen con estos bienes en las tiendas de su barrio. Eso ocurre en la mayoría de casos: un 62,7% de ellos no compra nunca por la vía electrónica.

Proximidad y capacidad de adaptación

La proximidad, de hecho, es uno de los aspectos que más valoran estos consumidores, ha destacado el concejal de Turismo, Comercio y Mercados del ayuntamiento, Agustí Colom. Esta cercanía, sumada a la capacidad de estos negocios por adaptarse a los nuevos tiempos es lo que lleva a los clientes a elegirlos, analiza el edil.

De este 94% de los consultados en el informe que se decantan por los comercios de proximidad, cada vez más optan por alguno de los mercados municipales, ya que ahora son un 66% de los barceloneses, cinco puntos más que en el estudio anterior. Es en estos espacios, muchos de ellos remodelados recientemente o en vías de hacerlo, donde los clientes suelen comprar preferentemente el pescado y marisco (44%) y la carne (35%).

Marcha atrás de los hombres

Otro de los aspectos que desmonta el informe, al que se incorpora también un estudio sobre centros de polaridad comercial, es el supuesto avance sobre el reparto de las tareas del hogar entre mujeres y hombres. En Barcelona se va marcha atrás. En tres de cada cuatro familias son ellas las que se ocupan de la compra, lo que representa un retroceso respecto al 2012, ha encajado Colom. El 74,4% de las veces son las mujeres las que se ocupan de este trabajo.

Y otra revelación de la encuesta: cuándo se compra. Ahora se hace de forma más concentrada (solo el 12,4% va cada día frente al 17,6% que lo hacía cinco años atrás) y únicamente el 19,8% lo hace el sábado, mientras que el resto lo hace entre semana.  

Temas: Mercados Consumo

0 Comentarios
cargando