Ir a contenido

DE LA LÍNEA 2

Cuatro estaciones de metro se equipan con cargadores para móviles

La prueba piloto se llevará a cabo en las estaciones de Sagrada Família, Passeig de Gràcia, Universitat y Paral·lel

DAVID GARCÍA MATEU / BARCELONA

Prueba piloto de cargadores rápidos para móvil en el vestíbulo del metro de la Universitat.

Prueba piloto de cargadores rápidos para móvil en el vestíbulo del metro de la Universitat. / JOAN CORTADELLAS

Quedarse sin batería en el metro viene a ser como una penitencia para muchos. Un castigo tecnológico por haber abusado del móvil a lo largo del día. Para poder continuar con el tecleo sobre la pantalla, TMB ha equipado las estaciones de Sagrada Família, Passeig de Gràcia, Universitat y Paral·lel de la Línea 2 con unos equipos de carga rápida gratuita para los viajeros. Unos conectores que conforme avance la prueba piloto en 2017 también se instalarán dentro de los vagones.

PRUEBA PILOTO EN LA L-2

Los conejillos de indias del invento serán los usuarios sin carga de la L-2. Línea en la que "habitualmente tenemos una gestión más puntera en tecnología", ha confesado la presidenta de TMB, Mercedes Vidal. "Si vemos que la prueba resulta satisfactoria y tiene un número adecuado de usuarios, nos plantearemos extenderla al conjunto de la red", ha avanzado Vidal.

Por ahora, el experimento tecnológico solamente se llevará a cabo en las mencionadas estaciones y en unos meses los puntos de carga se instalarán en el interior de los convoyes. La misma presidenta de TMB es consciente que “la utilidad del sistema vendrá cuando los cargadores estén dentro del metro; los viajeros pasan más tiempo dentro del metro que no fuera esperando en el andén”, considera.

CARGADOR INCÓMODO

Los puntos de carga se han instalado especialmente en los andenes de los principales intercambiadores de la línea. Aunque alguna máquina también conlleva cierta incomodidad. En el caso del cargador instalado en el vestíbulo de Universitat, el usuario debe de esperar de pie a que se le cargue el móvil (o apoyado sobre la barandilla de al lado). Cabe recordar que todos aquellos que quieran acoplarse a la red eléctrica, deberán llevar de su casa el cable del móvil.

La empresa catalana que gestiona los cargadores de hasta cuatro puertos USB, YupCharge, han equipado los dispositivos con la tecnología de carga rápida Quick Charge 3.0. Un sistema que permite cargar un 10% de la batería del teléfono en 10 minutos. O bajo la misma ecuación electrónica: en 5 minutos conectados se podrá disponer de 5 horas de teléfono encendido en ‘stand by’.

Temas: Metro Móviles