La Euroliga de baloncesto

El Unics se toma la revancha ante el Barça en Kazán

Davies lanza a canasta en presencia de Jekiri, en el partido de Kazan

Davies lanza a canasta en presencia de Jekiri, en el partido de Kazan / FC Barcelona

2
Se lee en minutos
Luis Mendiola
Luis Mendiola

Periodista

ver +

El músculo y el talento del Unics no dejó opción al Barça en su visita a Kazán. El equipo de Velimir Perasovic estuvo a punto de asaltar el Palau en la primera vuelta, a finales de diciembre. Cayó en la prórroga después de dominar por 20 puntos en el último cuarto. Pero este jueves confirmó con su victoria en el partido de vuelta (70-64) que será uno de los rivales a tener más en cuenta en los posibles cruces de la Euroliga y en la lucha por la ‘final four’.

En un partido marcado por las defensa, el nivel físico del Unics acabó imponiéndose frente a un Barça, que empieza a ofrecer señales positivas, como la reaparición de Calathes, después de dos meses de baja, o el paso delante de Higgins (17 puntos en 21 minutos, máximo anotador azulgrana) pero que aún está lejos de su mejor nivel.  Tanto el base Lorenzo Brown (20 puntos, 8 asistencias), como el alero John Brown, intenso y duro como pocos (20 puntos, 4 rebotes, 7 robos) elevaron el listón de un Unics en el que Hezonja (11 puntos, 11 rebotes) tuvo un papel secundario.

Añorando a Mirotic

Noticias relacionadas

La vuelta de Calathes no deja de ser una gran noticia, pese a la derrota y al buen nivel que ha dado Jokubaitis y Laprovittola en su ausencia. Superada su fractura del peroné izquierdo, dispuso de 20 minutos, pero no consiguió darle al equipo aún la fluidez que necesita. El Barça también echó mucho de menos a Mirotic, confinado en casa tras dar positivo, pese al empeño de Higgins y algunos buenos minutos de Davies, que en algunos momentos se obcecó demasiado en la pelea personal.

El alero hispano montenegrino es la referencia más fiable cuando el equipo no ve la luz en ataque, lo que sucedió ante el Unics en algunas fases de un pulso muy espeso, peleado centímetro a centímetro. En ese escenario tan complicado, solo Higgins consiguió da un nivel apropiado. El escolta azulgrana completó su mejor mejor actuación desde que reapareció de su lesión. Eso no sirvió, de todos modos, para arrastrar a un equipo que ha perdido las buenas sensaciones de la primera vuelta de la competición a causa de las lesiones y los positivos y que intenta reencontrarse lo antes posible, aunque en ese tránsito ha perdido cuatro de sus últimos cinco partidos, precisamente desde que el Unics pasó por la cancha azulgrana.   

Unics Kazan, 70- FC Barcelona, 64

Unics Kazan: L. Brown (22), J. Brown (20), Hezonja (11), Uzinskii (-), Vorontsevich (6) –cinco inicial- Spissu (-), Canaan (6), Brantley (-, Zaitcev (-), Jekiri (5).

4 de 14 triples. 30 rebotes, 5 ofensivos (Hezonja, 11), 17 asistencias (L. Brown, 8)


FC Barcelona: Calathes (-), Laprovittola (8), Martínez (-), Hayes (5), Sanli (2) –cinco inicial- Davies (16), Exum (-), Smits (6), Higgins (17), Kuric (6), Jokubaitis (2), Nnaji (2).

7 de 22 triples (Higgins, Kuric, 2). 26 rebotes, 8 ofensivos (Hayes, 6), 10 asistencias (Calathes, 5).

 Parciales: 17-14; 14-21; 23-13; 16-16