FACTURA DEL AGUA

Tu factura del agua explicada en 5 puntos clave

Conocer la terminología que se utiliza en este documento puede ayudarnos a elegir las mejores tarifas, y ahorrar en el suministro energético

Utilizamos el agua a diario para beber, cocinar o asearnos, un uso más o menos intenso que se refleja en nuestras facturas. Conocer la terminología que utilizan puede ayudarnos a elegir las mejores tarifas, y ahorrar en economía y suministro energético. Analizamos los 5 puntos principales de la letra pequeña de este suministro.

Según los últimos datos del INE, publicados a finales del año pasado y que datan de 2016, el coste del agua se situó en 1,95 euros por metro cúbico.

Según los últimos datos del INE, publicados a finales del año pasado y que datan de 2016, el coste del agua se situó en 1,95 euros por metro cúbico. / Sasikan Ulevik

4
Se lee en minutos
Nieves Ruiz
Nieves Ruiz

Redactora

ver +

Se trata del bien más universal y necesario, sin agua no podríamos vivir, por lo que su gasto y mantenimiento es tan indispensable y necesario como el de la luz y la electricidad.

Según los últimos datos del INE, publicados a finales del año pasado y que datan de 2016, el coste del agua se situó en 1,95 euros por metro cúbico, un 3,2% más que en 2014. Por su parte, el coste unitario del suministro alcanzó los 1,17 euros por metro cúbico, un 6,4% más que en 2014. El consumo medio de agua en los hogares también aumentó hasta un 3%, alcanzando los 136 litros por habitante y día.

Según el último informe de la OCU, hay una gran diferencia entre lo que pagan unas y otras ciudades españolas. De hecho este margen de precios puede llegar a oscilar entre los 150 y los 500 euros por suministro. Murcia es la ciudad que más paga, mientras que Palencia es la provincia que consume agua por menos coste.

A pesar de esta oscilación en los precios, los ciudadanos seguimos abasteciéndonos de ella en nuestro día a día, y este uso los vemos reflejado en nuestras facturas. En las anteriores semanas analizamos qué se oculta tras la letra pequeña de nuestras facturas de luz y de gas. En este tercer artículo desglosamos el significado de la 'letra pequeña' de nuestras facturas del agua.

Principales elementos que recoge nuestra factura del agua

Según el Portal del consumidor de la Comunidad de Madrid y datos del Canal de Isabel II, en algunas comunidades de vecinos, el suministro del agua se incluye en el pago de la propia comunidad. En este caso, el consumidor tiene la obligación de ofrecer la lectura del agua, y la comunidad de vecinos de facilitarle una copia de sus facturas.

Todas las facturas incluyen el pago por los servicios de abastecimiento y saneamiento del agua. Cada servicio está compuesto de:

  • Cuota de servicio: cantidad fija en concepto de disponibilidad del servicio (se paga en función del diámetro de la tubería principal que abastece la vivienda).
  • Cuota de consumo: coste variable de la factura. Recoge el valor del m3 de agua por el consumo efectuado durante el periodo de tiempo estimado.

1. Datos del suministro: Se incluyen los datos de la empresa suministradora (denominación social, número de identificación fiscal, domicilio y los datos referentes a la vivienda que lo disfruta, y el titular del contrato, además de los datos estimados en el contador)

2. Datos de envío: incluyen el número del contrato, el número de la factura, el lugar y la fecha de emisión y los datos principales del destinatario.

3. Lecturas y consumos: Se trata de la información sobre el período facturado, la lectura anterior y la actual, y el modelo de cálculo de consumo (recoge la diferencia entre ambos índices y está recogido en metros cúbicos).

4. Información que la empresa estime oportuna: Recoge un gráfico sobre el consumo medio del cliente, junto con una estimación sobre a cuánto ascenderá la próxima factura.

5. Factura. Desglosa cada uno de los importes que sumados ofrecen el precio total de lo que el consumidor paga, incluyendo el IVA (el tipo de gravamen es del 10%). En el ejemplo: (hace referencia al diámetro del contador expresado en mm), (se refiere al número de viviendas abastecidas), 60DP (número de días de consumo).

  • Aducción: comprende las funciones de captación y embalse del agua, su posterior tratamiento para adecuarla al consumo humano y su transporte hasta los depósitos de los diferentes municipios. Se calcula a través de la siguiente fórmula para las viviendas: 0,0178 (D²+225N) euros. En el ejemplo el total es 9,44€.
  • Distribución: se refiere al transporte desde los depósitos de los municipios hasta las tuberías de las viviendas. Para uso doméstico se calcula a través de esta fórmula: 0,0081 x (D2 + 225N) euros. En el ejemplo el total es 4,28€
  • Depuración: se trata de los mecanismos que permiten devolver en condiciones óptimas el agua ya depurada a los ríos. Parte de ese agua será destinada a la reutilización. Se calcula a través de la fórmula: 3,1371 x N euros. En el ejemplo el total es 5,47€
  • Alcantarillado: comprende las funciones que permiten llevar el agua ya utilizada hasta las depuradoras para su posterior tratamiento. Según las tarifas vigentes del agua en el Canal de Isabel II, se calcula para las viviendas, a través de la fórmula: 1,0701 x N euros. En el ejemplo el resultado es 1,89€.

A estos resultados se le añade el IVA del 10%, con lo que el pago final es 23,19 euros.

Noticias relacionadas

¿Cuánto nos cuesta bañarnos, lavar a mano o poner el lavavajillas?

Ahora que conocemos en profundidad el significado de nuestras facturas, ¿cuánto nos cuestan las labores que a diario hacemos en nuestro hogar?. Según el Canal de Isabel II, por cada litro de agua pagamos 0,001486 euros de media. De esta manera, tomar un baño (45 litros de gasto), nos cuesta 0,2155€, mientras que si nos damos una ducha (45 litros de coste), gastaremos 0,0669 euros. En el caso de que decidamos lavar nuestra vajilla a mano (45 litros de gasto), abonaremos también la misma cantidad, 0,0669 euros, mientras que si ponemos el lavavajillas (30 litros de coste), esta cantidad disminuirá a 0,0446 euros.