Ir a contenido

BARÓMETRO DEL CENTRE D'ESTUDIS D'OPINIÓ

La mayoría absoluta de Junts pel Sí y la CUP pende de un hilo, según el CEO

La coalición del Govern sigue bajando y podría perder hasta cuatro escaños en unas elecciones

Jose Rico

barometro-ceo-escanos

periodico

La mayoría absoluta de Junts pel Sí y la CUP cada vez se tambalea más, a pesar de las condenas judiciales por la consulta del 9-N. El primer barómetro del año del Centre d'Estudis d'Opinió (CEO) de la Generalitat deja a las dos fuerzas independentistas a un paso de perder su hegemonía en el Parlament si ahora se celebrasen elecciones. La coalición del Govern pasaría de 62 a 58-60 escaños y la formación anticapitalista retrocedería de 10 a 8 diputados. Solo en la horquilla más alta los actuales socios podrían retener por los pelos los 68 parlamentarios que dan la mayoría absoluta.

La encuesta, efectuada a partir de 1.500 entrevistas del 6 al 21 de marzo, coincidió con la inhabilitación de Artur MasJoana Ortega e Irene Rigau por la consulta del 9-N, que por los resultados del sondeo del Govern no ha ayudado a oxigenar al independentismo. El anterior estudio, de noviembre pasado, ya mostró un importante pinchazo secesionista, dejando a Junts pel Sí y la CUP en una horquilla de entre 66 y 70 que ahora ha vuelto a descender.

TODAVÍA 'JUNTS'

Aunque el CEO evita precisar qué fuerza saldría peor parada de la caída al preguntar todavía por Junts pel Sí, y no por el PDECat y ERC por separado, en las entrañas de la encuesta hay un dato que sirve como referencia: apenas el 5% de los encuestados citan a la formación antes llamada CDC cuando se les pide que digan espontáneamente a qué partido o coalición votarían. A ERC, que encabeza este 'ranking', la mencionan el 17,9%.

En todo caso, la posibilidad de una mayoría alternativa en el Parlament sigue siendo una quimera. Ciutadans se mantendría como segunda fuerza de la Cámara con 20-21 escaños (ahora tiene 25), el mismo resultado que en noviembre. En la izquierda se produce un leve trasvase de voto de Catalunya Sí que es Pot al PSC. La coalición de Lluís Rabell conservaría la tercera plaza con 18-19 diputados (hoy tiene 11), mientras que los socialistas se situarían en 15-16 representantes (ahora tienen 16). El PPC obtendría 13 parlamentarios, dos más que ahora.

El PDECat, farolillo rojo en Madrid

Como es habitual, el barómetro del CEO también ha estimado el resultado de unas elecciones generales. En este caso, el dato más llamativo es que el PDECat se sitúa como sexta y última fuerza en votos (11,4%) y podría ser también el farolillo rojo en escaños, pasando de 8 a 5-6 escaños en el Congreso. ERC y En Comú Podem mantienen su pugna por la victoria. Los republicanos obtendrían 12-14 escaños (ahora tienen 9). Los 'comuns' podrían conservar sus 12 diputados actuales o perder uno, aunque sigue por delante de Esquerra en estimación de voto. La tercera fuerza sería el PSC, que retendría sus 7 parlamentarios, seguida del PPC (5) y de Ciutadans (4-5).

0 Comentarios
cargando