Ir a contenido

Ballesta se siente "legitimado" para asumir la alcaldía de Girona

"Cuando uno vota una lista, vota desde el primero al último", ha indicado el candidato de CiU a la alcaldía de Girona, que figura en el número 19 de la lista de su formación

El candidato de CiU para sustituir al actual presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, en la alcaldía de Girona, Albert Ballesta, ha declarado hoy que se siente "legitimado" para asumir el cargo, pese a figurar en el número 19 de la lista de su formación, que obtuvo diez concejalías en las elecciones municipales.

Ballesta, consciente de las críticas que ha recibido de los partidos de la oposición, ha justificado su posicionamiento en la legislación vigente, que hace que los comicios se confeccionen en base a "listas cerradas y bloqueadas". "Cuando uno vota una lista, vota desde el primero al último", ha indicado el candidato de CiU a la alcaldía de Girona, quien ha recordado que él trabajó en el programa electoral y picó "piedra en la calle".

Albert Ballesta, cuya elección ha obligado a renunciar al cargo a los integrantes del equipo de gobierno, incluidos los que formaban parte de Demòcrates de Catalunya, la formación escindida de Unió, ha puntualizado además que hace sólo unos días no tenía "ni la más remota idea" de lo que se le plantearía a raíz de la marcha de Carles Puigdemont.

Ballesta ha extendido su mano a todo el resto de grupos municipales y ha confirmado que Puigdemont ha conversado con él y ambos han convenido la idoneidad de que asumiese el relevo en la alcaldía. La posición de CDC es la de que la decisión final evita que el concejal que accediese al cargo de alcalde se situase en mejor posición para liderar la carrera electoral de 2019.

La actual alcaldesa en funciones, Isabel Muradàs, portavoz comarcal de Demòcrates de Catalunya que se había postulado para relevar a Carles Puigdemont, se ha puesto al servicio de Albert Ballesta y ha puntualizado que se niega a aceptar una vicealcaldía en caso de que se confirmase esta opción como una contrapartida a su partido por las renuncias presentadas.

Muradàs ha destacado que la apuesta por Ballesta corresponde exclusivamente a CDC y ha considerado legítima esta opción por parte del partido en el que milita el anterior alcalde.

La socialista Silvia Paneque, portavoz del grupo municipal del PSC, ha comparecido a su vez en la sede de su formación para proponer una alianza que evite el nombramiento del escogido por CiU. Paneque ha instado a ERC-MES a liderar "un acuerdo transversal" de partidos de la oposición en el pleno para elegir al nuevo alcalde que tendrá lugar este próximo viernes.

0 Comentarios