El Periódico

SECTOR AGRARIO

Cientos de payeses protestan por los bajos precios de la fruta

Los productores lanzaron 10.000 kilos de peras frente a hípers en Lleida

LAURA BIELA / LLEIDA

Sábado, 8 de agosto del 2015

Unos payeses lanzan peras a las puertas de un híper en Lleida

Las movilizaciones de agricultores leridanos ante la caída de precios de sus productos en origen no se han hecho esperar. Y la de ayer fue una de las más contundentes de los últimos años en la demarcación. Más de 200 productores de la zona y una trentena de tractores se concentraron en las puertas del supermercado Lidl del polígono Neoparc de Lleida, para exigir medidas urgentes que sirvan para acabar con la fuerte crisis de precios que padece el sector.

PLANTACIÓN SIMBÓLICA / La protesta, convocada por los sindicatos agrarios ASAJA-Lleida, Unió de Pagesos y JARC-COAG, comenzó con la plantación simbólica de uno de los árboles que el último temporal arrancó en la puerta del establecimiento y el lanzamiento de unos 10.000 kilos de peras y paraguayos. «Para que nos la paguen por debajo del precio de coste preferimos tirarla», apuntaban algunos de los payeses allí presentes.

Los productores quisieron entrar en el hípermercado, pero no fue posible. Las puertas estaban bloqueadas desde el inicio de la protesta. Por lo que fueron a probar suerte al Aldi, a escasos metros de allí, donde se encontraron con el mismo problema. No obstante, en este punto también quisieron dejar muestra de su malestar: volvieron a tirar peras y paraguayos y quemaron neumáticos, cajas de madera y algún carro de la compra frente al establecimiento.

Al final, fue necesaria la intervención de los Mossos d'Esquadra, ya que algunos de los manifestantes quisieron entrar por la fuerza dentro de los hípers.

La protesta no se acabó aquí. Unos 80 payeses continuaron la manifestación, desplazándose con sus tractores hasta la subdelegación del Gobierno en Lleida. En este punto, cortaron el tráfico durante más de una hora y lanzaron piezas de fruta contra la fachada de la institución, un hecho que obligó de nuevo a la policía catalana a intervenir.

Tras su insistencia, los representantes agrarios fueron recibidos por representantes de la Administración. Estos aprovecharon la visita para pedir la constitución de una mesa conjunta con todos los representantes del sector para analizar la situación y buscar la mejor solución.

Las organizaciones lo tienen claro: si no reciben una solución en los próximos días, continuarán con estas movilizaciones. «No pararemos hasta que consigamos lo que queremos», apuntó Pere Roqué, presidente de ASAJA-Lleida.

MALESTAR / Los agricultores no entienden los bajos precios que se les están ofreciendo en esta campaña, cuando no hay exceso de oferta. Consideran que las grandes cadenas de distribución, especialmente las centroeuropeas, se aprovechan de la situación. Por ello, piden a la Administración del Estado y a la Unión Europea sanciones urgentes y contundentes para todas las superficies de comercialización que promueven la venta a pérdidas y presionen los precios de la fruta a la baja. Se quejan que estas firmas les oprimen para pagar el quilo a entre 25 y 30 céntimos, cifras con las que no pueden cubrir costes de producción.

También piden a los consumidores que no compren fruta en establecimientos de capital extranjero.

El agente de Marco Verrratti, Donato Di Campli, habla a pocos días para que el PSG inicie la pretemporada