• Jueves 30 octubre 2014, 15:21 h

elPeriódico.com

Compra tus entradas para Canet Rock

Regístrate | Iniciar sesión

ÚLTIMA HORA El juez Velasco envía a prisión incondicional al presidente de la Diputación de León

ANÁLISIS DEL ÚLTIMO PARTIDO DEL BARÇA

Si su cabeza quiere...

"El Barça no quería ni quiere 'domesticar' a Deulofeu, sino hacerle comprender que está en el mismo barco que los demás"

Jueves, 29 de noviembre del 2012 - 17:11h. Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto
Martí Perarnau Periodista

1.- Partido para foguear chavales y dar minutos a salidos de lesión. Partido que incrementa la autoestima del Alavés, luchador, valiente y desafortunado. Por momentos, sensación de estar ante el Barça B reforzado con Puyol, Villa y Mascherano. Y aroma de Deulofeu, ese chico llamado a ser... lo que él decida ser.

2.- El primer día que Deulofeu se entrenó con el primer equipo, es decir, el 11 de noviembre de 2010, dicho entrenamiento no tuvo lugar en la ciudad deportiva, sino en el Camp Nou. No fue sencillo para él. Pep Guardiola, que fue quien le llamó, le conocía bien pero quería pulsar de primera mano si había enderezado aquella rebeldía tan suya. No si la había suprimido, sino si había enderezado el rumbo. El Barça no quería ni quiere 'domesticar' a Deulofeu, sino hacerle comprender que está en el mismo barco que los demás.

Deulofeu celebra un gol. MARC CASANOVAS

3.- Guardiola alzó las cejas y en 'petit comité' explicó que todo dependerá de la cabeza del chico. Que Deulofeu será lo que dicte su cabeza. Así, sin más. Y el chico lo sabe. Así que será aquello que quiera, decida y sepa ser. Ni más ni menos. Y mientras llega a eso, tendrá que pelear y defender en Segunda División mientras recibe los caramelos de unos minutos en el primer equipo que dejan siempre el reguero del talento inaudito y al Camp Nou babeando por lo que puede llegar a ser. Llegar va a depender de su cabeza y de las horas y sudores que quiera invertir en aprender lo colectivo para ser mejor en lo individual.

4.- El resto del partido contuvo numerosos errores. El de Martín Montoya en el gol visitante es 'su' error habitual, el que varias veces ha cometido con el Barça B: cerrar mal a su espalda. No habría surtido efecto si Jonathan dos Santos no se hubiera equivocado antes de manera más artera, al olvidar tirar la línea del fuera de juego. Habrá más errores en el partido, pero de eso se trataba precisamente: ni Xavi ni Iniesta llegaron donde están sin equivocarse mil veces y ser corregidos y corregir. Ser competitivo significa eso: corregir.

5.- Más difícil lo tiene Song, también errado en el inicio con un deslizamiento arriesgado en su área que le hizo tocar el balón con el brazo, aunque la acción no fue sancionada. El problema del camerunés es sobradamente conocido: como Keita o Abidal, como Villa o Alexis, como Mascherano o Adriano, también Song tiene que iniciarse en las peculiaridades de un lenguaje futbolístico muy especial. El Idioma Barça contiene virtudes conocidas, pero servidumbres notables. Quienes llegan de fuera han de desaprender lo conocido y reaprender otra forma de jugar, ni mejor ni peor, pero distinta; y ese es un proceso largo y sin certificado de garantía.

6.- Hasta la fecha, la prestación de Song como mediocentro penaliza la superación de líneas y rivales. Digamos que está, pero no logra ventajas para el equipo, algo que no solo le ha ocurrido a él: tampoco Keita las conseguía cuando se alineaba en ese puesto, ni antes otros varios. La indescriptible aportación táctica de Busquets se aprecia en toda su magnitud cuando no juega.

7.- Thiago en varias posiciones: de falso 9 para empezar; de falso 11 como le gustaba a Guardiola y por donde asiste a Adriano a partir de una pausa sutil; por el carril del 8 o de mediocentro cuando ha entrado Cesc y Song ha bajado a la defensa. Thiago no está haciendo ruido en este año y medio que lleva en el Camp Nou, pero ese silencio le hará crecer a un nivel que ya se barruntaba hace años.

8.- La defensa de cinco del visitante ha espesado el partido, aflojando a Jonathan dos Santos, bajo de ritmo pero selecto en sus pases largos como siempre; y dejando al descubierto la blandura de Sergi Roberto: excelente en la conducción, pero inerte en la percusión definitiva, un problema que necesitará corregir si quiere vivir en este césped barcelonés.

y 9.- Dos goles para Villa (ya más de 300), uno de falta suave, para mejorar ese gesto torcido que muestra a todas horas. Debut de Planas, quizás el más voluntarioso y menos dotado de cuantos defensas canteranos han ido surgiendo, 11 años en el fútbol formativo del club. Y los destellos de Deulofeu, preludio de esa sinfonía prodigiosa que dentro de unos años podrá presenciarse si su cabeza quiere.

http://www.martiperarnau.com/

Noticias relacionadas

 
Votos:
+0 votar a favor
-0 votar en contra
Compartir: delicious digg technorati yahoo meneame facebook buzz
Imprimir Enviar esta noticia Aumentar/ Reducir texto

Escribe tu comentario:

AVISO: El comentario no puede exceder de 500 caracteres

PARA PARTICIPAR DEBE SER USUARIO REGISTRADO. (Registrarse | Iniciar Sesion)

Deportes

Lo +

Lo más
Mostrar grupo Lo más visto
Ocultar grupo Lo más comentado
Mostrar grupo Lo más valorado
Mostrar grupo Lo más enviado

También en elPeriódico.com