Ir a contenido

POLÉMICA

El presidente de Austria plantea que todas las mujeres lleven el velo en protesta contra la islamofobia

El ecologista Van der Bellen asegura que "toda mujer tiene derecho a vestir como quiera"

EL PERIÓDICO / LONDRES

Una mujer con hijab pasa ante una tienda de moda para musulmanas en París.

Una mujer con hijab pasa ante una tienda de moda para musulmanas en París. / AFP/MIGUEL MEDINA

El presidente de Austria, Alexander Van der Bellen, señaló en marzo que todas las mujeres deberían ponerse el 'hijab' (el velo en la cabeza) en solidaridad con los musulmanes para luchar contra la "galopante islamofobia", según se ha trascendido este viernes.

"Toda mujer tiene derecho a vestir como quiera; ésta es mi opinión sobre la cuestión", afirmó en una escuela cuando fue preguntada al respecto por una alumna, según informa el diario británico 'The Independent'.

"Y no es solo las mujeres musulmanas, todas las mujeres pueden llevar el velo y si esta islamofobia real y galopante continúa, llegará un día en que tendremos que pedir a todas las mujeres, todas, que se pongan el velo en solidaridad con aquellas que lo hacen por motivos religiosos", añadió Van der Bellen que pertenece al ecologista e izquierdista Partido Verde, del que fue líder.

PROGRAMA DE TELEVISIÓN

Aunque Van der Bellen hizo estas afirmaciones en marzo, se han conocido ahora al ser incluidas en un programa de la televisión austríaca que debatía la prohibición del burka en Austria y en la vecina Alemania.

Un portavoz del presidente ha afirmado que tras los atentados del Estado Islámico en varios países de Europa, Van der Bellen aboga porque los representantes de la comunidad musulmana en Austria hagan "declaraciones más claras" que pongan énfasis en que las atrocidades no pueden ser justificadas en el islam. "También advirtió del racismo en el otro lado, poniendo el ejemplo de que un taxista musulmán se niege a llevar a judíos ortodoxos; esto es inaceptable". ha señalado el portavoz en un comunicado.

La oficina del presidente ha subrayado que las prohibiciones solo están justificadas en circunstancias selectas, como las juezas, dado que la indumentaria religiosa puede plantear cuestiones acerca de su neutralidad profesional. 

0 Comentarios