El Periódico

La aportación de los lectores

Publica una carta del lector

Trump, posible vacuna para Europa

AP / PABLO MARTINEZ MONSIVAIS

 Donald Trump, durante una reunión sobre sanidad, el lunes en la Casa Blanca.

Jesús Pichel MartínMadrid

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Lunes, 20 de marzo del 2017 - 09:45 h

La vieja Europa tiene achaques. Ha tenido que soportar y sobreponerse a tantas enfermedades políticas que lo asombroso es que aún siga viva.

La última gran peste que padeció, las mortíferas bacterias del fascismo y del nazismo (que provocaron millones de muertos y de daños morales), parecía extinguida, porque durante décadas se producían brotes esporádicos, aquí o allá, que aun siendo patógenos no suponían un peligro para la salud democrática del continente.

Este nuevo siglo, sin embargo, presenta un panorama distinto, porque nuevos brotes de esa misma peste van apareciendo por el cuerpo de Europa en más lugares y de forma más explícita. Y parece que han pillado a Europa tan baja de defensas, y con su sistema inmunológico tan deteriorado, que los síntomas de crisis política y de identidad ya están a flor de piel.

Sobre todo, desde que la crisis financiera la convirtieran los gobiernos en crisis económica y social precarizando el empleo, devaluando los salarios y aplicando políticas de austeridad en los servicios y las prestaciones sociales, a la vez que derrochaban en la salvación de bancos y banqueros (al menos en España, algunos de ellos ligados al saqueo de dinero público y a la corrupción). Súmese a esto la crisis humanitaria producida por el éxodo masivo hacia Europa de quienes huyen de guerras, del hambre, de la represión o simplemente de los que buscan la oportunidad de una vida mejor, y se entenderá bien por qué en ese caldo de cultivo la bacteria inoculada por nostálgicos, por negacionistas, por desmemoriados (o simplemente por malvados) se hace fuerte, ofreciendo un cobijo xenófobo e insolidario a los que se sienten a la intemperie.

La victoria del zafio y supremacista Trump, que no disimula sus malos modales democráticos ni ese ramalazo despótico de quien está acostumbrado a mandar y a ser obedecido sin rechistar, puede servirnos de vacuna en esta asténica Europa: el fracaso de Wilders en Holanda debería marcarnos el camino para frenar la infección.

Participaciones de los lectores

Viena is different...

Eulàlia Isabel Rodríguez Pitarque Torroella de Montgrí

Després d'haver estat a Viena puc dir que sorprèn, si més no a algú de Barcelona com jo, la netedat del seu centre històric, dels seus car... Seguir leyendo

El retraso en los préstamos de la bibliotecas

Mercedes Muñoz Barcelona

Cada vez somos más las personas que acudimos a las bibliotecas públicas para pedir en préstamo libros, cedés, películas... Muchas veces ha... Seguir leyendo

La campaña veraniega de 'la Grossa' incita al riesgo

Carlos de Buen Barcelona

Dentro de la campaña de comunicación de ‘la Grossa’, orientada a los meses de verano y en la que se prom... Seguir leyendo

Disfrutar del verano se acaba por el cambio climático

Martí Gassiot Barcelona

Sol, playa y calor ha sido la combinación perfecta que ha catapultado España hacia un claro liderazgo turístico en época estival. No obsta... Seguir leyendo

Trampes de circulació

Pol Amat Barcelona

Ens avisen que hi ha una nova estafa del radar que arriva per correu, bé, jo parlaré d'altres estafes 'legals':  C-31, alçada de Bada... Seguir leyendo

Los cantos de sirena del FMI

Miguel Fernández-Palacios Madrid

Renegando de sus principios fundacionales –combatir la pobreza–, las políticas del FMI promueven un capitalismo neoliberal que... Seguir leyendo

Las vacaciones y la nueva revolución laboral

Óscar Asensio Barcelona

Vacaciones, merecidas vacaciones, esperadas vacaciones o no. Nada tiene sentido, o ¿sí? Sí, para el sistema y para los que el desenfreno, ... Seguir leyendo

Venezuela: la realidad es una doncella

Andrés Marí Fombellida Calella

¡Cuántas cosas hemos de tratar! ¡Cuántas luchas pueden fundirse en una sola! A veces el tiempo se vuelve egoísta y pareciera que no nos permite el más mínimo desliz.... Seguir leyendo

Manca d'espais verds a Barcelona

Montse Olivé Barcelona

Valoro positivament els objectius de l’Ajuntament de Barcelona, però hi ha actuacions que em sembla que no encaixen amb les expectat... Seguir leyendo