Ir a contenido

MEDIOAMBIENTE

La Barcelona norte inicia una campaña contra tirar toallitas al váter

Santa Coloma da el pistoletazo de salida para reducir el impacto en el medioambiente y las averías en infraestructuras

La iniciativa sigue la experiencia del área del Llobregat donde se redujeron un 2,5 % los residuos vertidos a la depuradora

El Periódico

El director general de Aigües de Barcelona, Ignacio Escudero, y la alcaldesa de Santa Coloma de Gramenet, Núria Parlon.

El director general de Aigües de Barcelona, Ignacio Escudero, y la alcaldesa de Santa Coloma de Gramenet, Núria Parlon. / periodico

Barcelona y su área metrolopolitana norte han comenzado la segunda fase de la campaña para concienciar a la población de los efectos adversos que tiene la rutina de arrojar al váter las toallitas húmedas, tanto por lo que se refiere al medio ambiente como por las averías que genera en la red de saneamiento. La primera parada de la iniciativa ha sido en Santa Coloma de Gramenet, donde su alcaldesa, Núria Parlon, y el director general de Aigües de Barcelona, Ignacio Escudero, han presentado la acción, bajo el lema 'Stop toallitas: el váter no es una papelera'.

La iniciativa pretende ir más allá de la concienciación ciudadana, y quiere obtener resultados medibles en términos de reducción de las averías en la infraestructura. La campaña se llevará a cabo en los municipios cuyas aguas residuales van a la depuradora (EDAR) del BesòsSanta Coloma de Gramenet, Badalona y los distritos de Sant Andreu y Sant Martí de Barcelona.

Esta acción se presenta tras el éxito de la campaña celebrada el año pasado en los cinco municipios cuyas aguas residuales van a la EDAR Gavà-Viladecans: Sant Boi de Llobregat, Gavà, Sant Climent de Llobregat, Viladecans y Castelldefels. La iniciativa permitió reducir cerca de un 2,5% el número de residuos vertidos a la depuradora: así, se pasó de 265,22 toneladas de residuos procedentes del pretratamiento, en los primeros nueve meses del 2016, a 243,64 toneladas en los primeros nueve meses del 2017.

Sensibilización

La iniciativa incluirá acciones de sensibilización ciudadana en lugares como el mercado de Sagarra del centro de Santa Coloma de Gramenet el 20 de noviembre, así como en comercios, bares y restaurantes, donde se repartirá información y material de la campaña, y se distribuirán 20.000 papeleras para colocar junto al inodoro de casa.

El vertido de toallitas al váter genera importantes problemas en las depuradoras y en la operativa de Aigües de Barcelona. De hecho, el 46 % de las emergencias registradas por la compañía durante el 2015 tenían relación con estas toallitas.

En el 2014 se vertieron a los inodoros de los 36 municipios del área metropolitana de Barcelona más de 4,4 millones de kilos de desechos, casi 1,4 kilos por habitante. Además, 8 de cada 10 servicios de limpieza de tuberías se dan por atascos provocados por las toallitas húmedas. En las comunidades de vecinos, estas reparaciones cuestan un mínimo de 300 euros. 

0 Comentarios
cargando