Ir a contenido

INFRAESTRUCTURAS

Aena convoca una reunión para intentar detener in extremis la huelga en El Prat

El gestor aeroportuario convoca a una reunión a vigilantes y empresa el viernes a las nueve de la mañana

Los vigilantes de seguridad del aeropuerto deciden iniciar el 14 de agosto la ampliación del paro a las 24 horas

Víctor Vargas Llamas

Colas para pasar el control de seguridad de la T-1, en el aeropuerto de El Prat.

Colas para pasar el control de seguridad de la T-1, en el aeropuerto de El Prat. / DANNY CAMINAL

Ante la gravedad de la situación, el gestor aeroportuario Aena ha convocado a una reunión este viernes a las nueve de la mañana al Comité de Huelga y a la empresa Eulen para facilitar la negociación entre ambas partes ante la oleada de huelgas convocadas por los trabajadores de los controles de seguridad del aeropuerto de El Prat. Este viernes comienzan los paros oficiales que amenazan con colapsar la instalación aeroportuaria y que se repetirán el 6 y el 7 de agosto.  

Y el 14 de agosto es la fecha que puede sacudir todavía más los planes de miles de personas que tengan a Barcelona como punto de origen o retorno de sus vacaciones. Ese es el día en el que la huelga de los vigilantes de seguridad del aeropuerto de El Prat se volverá indefinida, alcanzando las 24 horas de servicio.

La cuenta atrás se pone en marcha este jueves, toda vez que los empleados de Eulen, la empresa que presta servicio de seguridad en el aeródromo barcelonés, han registrado los trámites oficiales para extender los paros. Tras concretar la formalidad, los portavoces de los empleados han calificado de "indignas" las condiciones de un 90% de servicios mínimos impuestas por la Delegación del Gobierno para los paros parciales que comienzan este viernes.

AENA ha abierto dos expedientes sancionadores a Eulen, que podrían terminar con una multa de 150.000 euros por cada uno de ellos. La decisión del gestor aeroportuario se fundamenta "en el incumplimiento de los estándares de calidad" del aeropuerto a  causa de las largas esperas que sufren los usuarios desde el pasado 24 de julio . Para AENA se trata de un hecho "de especial gravedad".

Inquietud

La inquietud por los planes vacacionales de una cantidad ingente de personas se extiende también al ámbito institucional. El ‘conseller’ de Territori i Sostenibilitat, Josep Rull, ha apelado a la responsabilidad de AENA, para que se implique en el conflicto laboral que desencadena la huelga y poner fin así a las extensas colas ante las terminales de las instalaciones aeroportuarias.

"Instamos formalmente a AENA  a que participe en esta negociación", ha afirmado el dirigente en una entrevista en TV-3, antes de que el gestor convocara por fin a una reunión a las dos partes. Rull considera "incomprensible" la “desaparición” del Gobierno, sin que se haya postulado para mediar en las negociaciones entre los trabajadores y la dirección de Eulen, tal como le reclama la plantilla y  a pesar de ser el órgano competente en la gestión de los servicios que se brindan en las instalaciones de El Prat.

"¿Se imagina una huelga de limpieza en un hospital en la que en las negociaciones entre la dirección y los trabajadores no estuviera el propio hospital?", ha expuesto Rull. El 'conseller', ha asegurado que si la gestión de El Prat fuera responsabilidad del Govern, ya se habrían activado todos los resortes para priorizar una negociación e incluso un cómite de crisis que agilizara la resolución del conflicto.

““Si el día 14 se mantiene la huelga, pediremos una comisión de seguimiento de las administraciones implicadas””

Jaume Collboni

Alcalde accidental de Barcelona

Negociaciones

La empresa ha presentado un comunicado en el que reitera su voluntad de “negociar y ofrecer propuestas”, acudiendo “hasta en tres ocasiones” a las reuniones convocadas por el mediador laboral, mientras el comité de huelga “o no ha comparecido o cuando ha hecho no ha manifestado ninguna intención de negociar.

La compañía ha responsabilizado al comité de negarse a negociar en diversas ocasiones, de tal manera que “ha abocado a los trabajadores a tener que ir a una huelga sin contar con la oportunidad de conocer las propuestas de la empresa". Eulen ha dicho tener constancia “a través de los medios de comunicación”, de la "escasa asistencia" a la asamblea de este miércoles, inferior a un 75% destaca, cuestionando la representatividad de un encuentro en el que se decidió extremar la postura de los empleados ante la huelga.

0 Comentarios