Juan Manuel no era su tipo

África pasa de su cita en 'First Dates' y encandila a Sobera por su afición al mus: "Te reto a una partida"

La participante dejó claro en cuanto vio a Juan Manuel que no era su tipo pero sí tonteó con el presentador del programa

África pasa de su cita en 'First Dates' y encandila a Sobera por su afición al mus: "Te reto a una partida"
Se lee en minutos
Redacción Yotele

Ir a 'First dates' y pasar de tu cita para acabar flirteando con el presentador. Esto es lo que le pasó a África, que buscaba un hombre que le siguiera el ritmo en la pista de baile y se llevó un buen chasco desde el principio de su cita.

La participante del dating show de Cuatro, de 59 años, viuda y con dos hijos, contó que se considera una mujer muy activa a la que le encanta bailar, además de confesarse una apasionada de las cartas.

Con este perfil vital, la comensal no tuvo ninguna duda desde el principio que en su cita televisiva no iba a encontrar el amor. De hecho, en cuanto vio a Juan Manuel, dejó claro que no era su tipo de manera directa y contundente.

África esperaba encontrar un caballero de los de antes, que supiera bailar y jugar al mus. Pero su cita no cuadraba con sus expectativas, no cumplía ninguno de los requisitos que ella buscaba y aunque no abandono la cena, tuvo claro que en la pregunta final respondería que no deseaba tener un segundo encuentro.

Noticias relacionadas

Sin embargo, como su prototipo respondía a un híbrido entre Carlos Sobera y el camarero Matías, resultó que con el presentador sí que surgió buena sintonía a cuenta de la afición común que ambos se dieron cuenta que tenían: el mus. "Te reto a una partidita", le dijo el vasco.

A Sobera le llamó la atención el pelo rizado de la señora. "Hace honor al continente que refiere tu nombre", comentó en tono divertido. Aunque intentó conocerla mejor, preguntándole por su gustos y lo que esperaba del amor, lo cierto es que el presentador está felizmente casado, por lo que África tuvo que abandonar el restaurante sola pero con la esperanza de encontrar a su media naranja en otro momento y en otro sitio.