Ir a contenido

EN 'VOLVERTE A VER'

Ana Obregón habla de la enfermedad de su hijo: "Me permití llorar una noche entera"

La actriz ha concedido una desgarradora entrevista en el espacio que presenta Carlos Sobera en Telecinco

Redacción Yotele

Ana Obregón habla de la enfermedad de su hijo: "Me permití llorar una noche entera"

Ana Obregón protagonizó anoche una de las entrevistas más duras y emotivas que ha concedido hasta la fecha. Tras varios meses de ausencia en el medio televisivo, la actriz reapareció en el plató de 'Volverte a ver' y charló con Carlos Sobera sobre la enfermedad que atraviesa su hijo Álex, a quien hace unos meses le fue diagnosticado un cáncer. 

"Todo va muy bien, dentro del pronóstico que había va fenomenal. Estamos muy animados", comenzó diciendo una Obregón visiblemente emocionada durante toda la entrevista: "Amo la vida por encima de todo, lucho con uñas y dientes por mi hijo. Siempre he luchado y me he demostrado que puedo seguir haciéndolo, pero la fortaleza me la da él". 

La conocida actriz se rompió al relatar el que ha sido uno de los momentos más duros de todos estos meses y uno de los pocos en los que ha llorado, la noche cuando a su hijo le detectaron el tumor: "A las 12 de la noche entró en un quirófano pensando que no tenía nada, y a las 02:00 de la mañana vino el médico y me dijo que tenía un tumor". 

"Estaba sola. Mi hijo venía dormido de la anestesia y no podía ni decírselo a él. En ese momento le dejé dormir y me permití llorar toda la noche. A partir de la mañana, me puse las pilas", explicó Obregón, que desea y confía en que su hijo "se cure del todo" en los próximos meses. 

La invitada de Sobera recordó además otro de los desgarradores momentos en el que no pudo aguantar las lágrimas: "Mi hijo vino a mi cuarto y me preguntó si se iba a morir. Le dije: 'No te vas a morir, te vas a curar'. Ha sido todo una locura". 

Ana Obregón: "El pronóstico era muy malo"

Obregón declaró en el espacio de Telecinco que el pronóstico que le daban a su hijo era "muy malo", debido a que en España existen muy pocos casos. La actriz, que destacó en reiteradas que en nuestro país existen "oncólogos y hospitales buenísimos", explicó que tuvieron que viajar a Nueva York para ponerse en manos de un profesional que ya había tratado más casos como el de su hijo. 

"La curación del cáncer está avanzando increíblemente bien. Cáncer no es sinónimo de muerte. Pero la curación es la necesaria investigación", señaló haciendo un llamamiento al Gobierno para que invierta más dinero en este campo. "Me emociona la fortaleza de mi hijo. No se ha quejado nunca, jamás. No quiero llorar porque no hay que ir de victimista. Me ha dado una lección de vida increíble", aseguró durante la entrevista.