Ir a contenido

tragedia en baleares

La DANA: el factor meteorológico que causó las lluvias mortales en Mallorca

La isla no vivía un fenómeno similar de tantas precipitaciones desde 1990

Análisis de Wireless DNA

Un rayo cae sobre las islas Baleares la madrugada del martes al miércoles.

Un rayo cae sobre las islas Baleares la madrugada del martes al miércoles.

Las islas Baleares sufrieron el martes uno de los episodios de precipitaciones más intensos de las últimas décadas, que conllevaron el desbordamiento del torrente de Sant Llorenç des Cardassarcon las consiguientes víctimas mortales y múltiples daños materiales.

En la zona nordeste de Mallorca se produjo, bajo las condiciones de una Depresión Aislada a Niveles Altos (DANA), un sistema convectivo que se estacionó durante varias horas en la región, produciéndose una regeneración de células convectivas, lo que permitió sumar precipitaciones del orden de 150 a 250 litros por metro cuadrado, causa directa de las inundaciones.

Una DANA es un fenómeno atmosférico que consiste en la formación de depresiones cerradas, definidas y persistentes con aire frío, separadas o desprendidas de la zona fuente desde donde se originaron. Su génesis va asociada a índices de circulación bajos y tiene lugar cuando la corriente general del oeste se ondula acusadamente hasta llegar a estrangularse y formar una circulación cerrada. Este fenómeno suele producirse a finales de verano y principios de otoño, lo que concuerda con el marco actual.

Ahora bien, una DANA puede no ser condición necesaria ni suficiente para producir fuertes lluvias, pero si se encuentra como ha sido el caso, con una corriente alimentadora de aire mediterráneo cálido y húmedo proporcionada por una depresión débil en superficie hacia el Mar de Algeria y un escenario geográfico como el ocurrido con las Serres de Llevant de Mallorca que facilitan la convección, es sin duda un buen escenario para generarse.

Una situación típica del Mediterráneo

Esta situación a pesar de su espectacularidad y su carácter devastador, es una situación típica del mediterráneo bajo las condiciones ya comentadas de gota fría o DANA.

Ayer se registraron en esta zona valores que impresionan, como los 257 litros en Sant Llorenç, 232 en la Colònia de Sant Pere, 157 en Artà o los 150 de sa Tudossa que se unen a los 75 litros por metro cuadrado llovidos el día anterior.

A esta situación se une el hecho de que estaba lloviendo sobre mojado y la capacidad de absorción del terreno ya se veía reducida, aunque ante estas intensidades inevitablemente parece que hubiese ocurrido lo mismo.

Desde 1990 no se producía un evento así

Hacía 28 años que no se producía un evento similar en Mallorca. Concretamente, el último fue el año 1990 en Sa Pobla, cuando también un 9 de octubre cayeron 192 litros en dos horas. En Sant Llorenç el último precedente era del 6 de septiembre de 1989 cuando también se desbordó el torrente.

¿Se puede atribuir este evento al cambio climático?

Es difícil relacionar directamente este fenómeno con el cambio climático, ya que estas lluvias son propias de la región mediterránea y presentan un periodo de retorno frecuente en las Baleares y litoral español.

Ahora bien, lo que sí podría atribuirse al cambio climático es la presencia de condiciones cada vez más favorables para la formación de estos sistemas convectivos a mesoescala, como el constante calentamiento de la temperatura del mar que se presenta como principal fuente de alimentación.

Regístros históricos en España bajo las condiciones de DANA:

Baleares. 6 de septiembre de 1989: 192 mm en 2 horas. Cinco muertos.

Alicante. 1982 y 1997: Alrededor de 300 mm y decenas de fallecidos.

Bilbao. 26 de agosto de 1983. El agua alcanzó los cinco metros en la ciudad.

Oliva (Valencia). 3 de noviembre de 1987: 817 litros por metro cuadrado en 24 horas (Récord en España).