Ir a contenido

TROPIEZO INESPERADO

Nadal se lesiona y se retira del Masters 1.000 de París

El mallorquín sufre un problema en el abdomen en el entrenamiento previo a la semifinal y cede el pase a la final al canandiense Shapovalov, que se enfrentará a Djokovic

Jaume Pujol-Galceran

Nadal, en París.

Nadal, en París.

París-Bercy sigue siendo un escenario maléfico para Rafael Nadal muy al contrario de Roland Garros. El tenista mallorquín que debía jugar las semifinales del último Masters 1.000 de la temporada se ha visto obligado a retirarse sin poder jugar las semifinales por una lesión en el abdomen durante el entrenamiento previo al duelo con el canadiense Dennis Shapovalov.

"Ha sido en uno de los últimos saques del entrenamiento, he sentido algo en el abdominal y así no podía servir al nivel que me gustaría con el riesgo de agravar el problema", ha explicado Nadal. El alcance y la gravedad de la lesión todavía no se podrá conocer hasta hacerle un reconocimiento médico. Nadal tiene previsto jugar la Copa Masters del 10 al 18 de noviembre en Londres y seguidamente las finales de la nueva Copa Davis en Madrid.

Nadal se sometió a dos resonancias magnéticas, que no fueron concluyentes porque este tipo de lesiones solo son visibles cuando ha pasado cierto tiempo. Pero el riesgo era demasiado importante y los médicos le recomendaron que no jugara.

El tenista mallorquín había reaparecido en París después de 52 días ausente del circuito tras ganar el Abierto de Estados Unidos. Nadal renunció a la gira asiática por unos problemas en su muñeca izquierda pero disputó la Copa Laver donde también no jugó la última jornada por sus problemas en la mano.

Decisión dura

Nadal, que este lunes aparecerá temporalmente de nuevo en el puesto número 1 mundial, se ha quedado sin opciones de poder refrendarlo definitivamente sobre la pista francesa en la que este sábado aspiraba a clasificarse para su segunda final en el torneo parisino desde la que jugó en en 2007 y conquistar uno de los pocos títulos que le faltan en su palmarés. El año pasado Nadal también tuvo que retirarse en París, sin jugar, por otra lesión abdominal. Entonces no pudo jugar contra Fernando Verdasco, perdió el número 1 y luego no pudo asistir a la Copa Masters.

El aún número 2 mundial afirmó que la decisión de retirarse fue dura para él, porque tenía buenas sensaciones por los partidos anteriores, donde había alcanzado las semifinales por cuarta vez en su carrera, sin perder un set. Nadal trató incluso de probarse minutos antes del inicio previsto del partido ante Shapovalov, pero volvió a sentir el dolor abdominal cuando sacaba. "Así no podía sacar al nivel necesario para ganar este partido", señalo.

Ante esa evidencia, aconsejado por los médicos, que le aseguraron que el desgarro podía ser mayor si forzaba el músculo, Nadal aplicó la prudencia y se bajó del torneo. "Aunque hay mucho en juego, no hay nada más prioritario que ser feliz. No puedo permitirme el lujo de dar pasos en falso, mentalmente se hace difícil de soportar tras un inicio de temporada difícil. Tengo que dar los pasos para mantener la ilusión de hacer lo que hago", dijo

A 640 puntos

Nadal, que llevaba 1.280 puntos de ventaja en su pulso con Novak Djokovic por el número 1 de final de temporada, verá reducido el margen por el tenista serbio que, tras ganar a Grigor Dimitrov por 7-6 (7-5) y 6-4, y se quedará a 640 puntos si gana la final ante el canadiense Dennis ShapovalovUna ventaja que deja muy abierta la batalla por acabar primero del año y que se decidirá ahora en el O2 Arena de Londres donde el ganador del título se llevaría 1.500 puntos.

Djokovic no ha dejado escapar la oportunidad de defender su suerte hasta el último momento. El aún número 1 mundial no está dispuesto a ceder fácilmente en su pulso con Nadal y este domingo disputará su sexta final en el Masters 1.000 de París y la 50ª de un torneo Masters 1.000 de los 33 que ha ganado en su carrera, de ellos cuatro en París (2009 y 2013-14-15).