nuevo disco en el horno

Beth Rodergas: "Ojalá la música en catalán se escuchara en toda España"

"Menos mal que soy un culo inquieto, porque hoy en día es casi imposible vivir solo de la música", asegura

La cantante surgida de 'OT 2' está a punto de sacar disco después de siete años de sequía

La cantante Beth Rodergas.

La cantante Beth Rodergas. / ANNIE DE LA PAZ

Se lee en minutos

Este jueves 11 de febrero, Beth Rodergas (Súria, Barcelona, 1981) volverá a pisar un escenario después de unos cuantos meses sin vivir esa experiencia por culpa de la pandemia. Lo hará en un concierto sin público desde una localización sorpresa, que se podrá ver en los canales digitales de TV-3 y que servirá para inaugurar 'A2Veus', el nuevo 'talent show' de la cadena autonómica catalana que ofrece a uno de sus concursantes la posibilidad de cantar a dúo con su artista favorito. Ambos interpretarán 'Que tremolin els arbres', una de las piezas que aparecen en el nuevo disco que prepara la cantante surgida de 'OT', el primero en siete años y el quinto de su carrera, que saldrá a finales de marzo.

"No ha sido premeditado estar tanto tiempo sin sacar disco, pero el hecho de ser madre ha tenido bastante que ver", confiesa la artista de voz rasgada que quedó tercera en la segunda edición de 'OT', por detrás de Ainhoa y Manuel Carrasco. "Me gusta disfrutar de mis hijos, estar en su día a día. Hay gente que vive la maternidad de otra manera y se lo puede compaginar con el trabajo, pero yo he preferido centrarme en ellos", explica, hablando de sus retoños, Lía y Kai, aunque reconoce que los pequeños no fueron el único motivo para la larga espera de su siguiente trabajo. "En el 2013 saqué 'Família' [su anterior álbum] y acababa mi contrato discográfico. Volvía a ser libre. Eso hizo que me relajara. Ha tenido que venir una pandemia para ponerme las pilas y ver que quiero volver a estar presente en el panorama musical", subraya.

Sin embargo, tampoco es que haya parado entre disco y disco. "He estado haciendo teatro, he sacado libro, tengo una marca de ropa...", enumera. Esa diversificación de actividades ha sido, además, muy provechosa para ella, con los tiempos tan difíciles que está viviendo el sector discográfico. "Menos mal que soy un culo inquieto y me gusta ir haciendo cosas nuevas, porque si solo supiese cantar, hoy en día es casi imposible vivir solo de la música", recalca.

El nuevo disco de Beth incluirá 13 canciones en los tres idiomas que domina la artista: ocho en castellano, tres en catalán y dos en inglés. "Al principio iba a ser solo en castellano, pero luego pensé que gran parte de mi público está en Catalunya y mis dos últimos discos han sido en catalán, así que me apetecía incluir algún tema en esa lengua", reconoce sobre un álbum en el que habrá baladas, piezas más movidas y en el que ha trabajado "con sonidos más electrónicos y menos acústicos", aunque manteniendo su esencia.

Recuperar el anonimato

La mayoría de las composiciones las tenía guardadas en un cajón desde hacía tiempo, como una canción "grabada con piano y voz" que compuso cuando se fue a vivir a Londres al poco de salir de 'OT 2', allá por el 2003. Fue el viaje que necesitó para asimilar el súbito cambio de vida que experimentó al salir de la mediática Academia. "Fue bastante locura y sentía que necesitaba recuperar un poco el anonimato. También quería estudiar música, así que fue la excusa perfecta", recuerda.

Te puede interesar

Asegura que nunca se ha arrepentido de haber entrado en el exitoso concurso, aunque lo que viniera después "tenía sus luces y sus sombras". "Todo lo que he aprendido, la gente que he conocido, los lugares en los que he cantado, poder hacer teatro y televisión, viajar... Todo eso llegó porque aquel día me presenté a ese 'casting', así que volvería a hacerlo", afirma. Lo que sí que le gustaría cambiar es la canción que le tocó interpretar en Eurovisión, ese pegadizo 'Dime' que nunca fue demasiado con ella. "Ir al festival no era mi gran ilusión. Fue una experiencia más. Yo escogí ir al concurso, pero no ir a Eurovisión, eso fue algo que decidió el público. Y, si volviera atrás, me encantaría haber podido ir con una canción con la que me sintiera identificada", subraya.

Hoy en día, todavía sigue siendo una cara conocida, y eso que hace tiempo que se desprendió de sus famosas rastas. Pero asegura que, fuera de Catalunya, hay mucha gente que le ha perdido la pista. "Me preguntan: ¿qué haces? ¿qué es de tu vida?. En Catalunya la gente me tiene más ubicada porque he salido en la tele, he hecho teatro... Y como mis dos últimos discos fueron en catalán, se quedaron aquí", explica, incidiendo en que no entiende por qué en España no solemos disfrutar de la música en otras lenguas cooficiales. "En toda España la gente debería tener la oportunidad de estudiar catalán, euskera, gallego... Es algo que suma, no resta. Y con la música pasa igual. ¿Por qué en Catalunya no estamos acostumbrados a escuchar canciones en gallego? ¿Por qué la gente de Badajoz no puede escuchar música en catalán? Nos enriquecería a todos. Al final es música y son sentimientos. Sí que hay algún fenómeno como los Manel, pero es muy difícil que la música en catalán salga de Catalunya. ¡Ojalá se pudiera escuchar en toda España!", reclama.