Ir a contenido

LOS PREMIOS DE LA TELE

'Juego de Tronos' bate el récord con 32 nominaciones para los Emmy

HBO lidera con 137 candidaturas, Netflix tiene 117 y Amazon 47, más del doble que el año pasado

La categoría de miniserie, con trabajos como Chernobyl o Así nos ven, es una de las más emocionantes

Idoya Noain

Daenerys Targaryen, frente a su ejército en el último episodio de ’Juego de tronos’. 

Daenerys Targaryen, frente a su ejército en el último episodio de ’Juego de tronos’.  / HBO

Pueden haber dejado a muchos fans escudriñando la pantalla en busca de claridad, inalterados ante las supuestamente emocionantes interpretaciones de algunos actores o descontentos con la resolución final pero no cabe duda de que los creadores de Juego de Tronos saben entusiasmar a los votantes de la Academia de la Televisión de Estados Unidos. Este martes, cuando se han anunciado las nominaciones para la 71 edición de los premios Emmy, la octava temporada de la serie de HBO ha batido récords propios y ajenos.

(lista completa de todas las nominaciones, en PDF)

Sus 32 candidaturas dejan pequeña la marca anterior de 26 nominaciones lograda en 1994 por Canción triste de Hill Street y el 22 de septiembre, cuando se entreguen las estatuillas en el Teatro Microsoft de Los Ángeles en una ceremonia que por ahora no tiene presentador (y puede acabar sin tenerlo, como los últimos Oscar) es difícil pensar que no crecerá el palmarés de un fenómeno que ya ha ganado 47 emmys hasta ahora, tres como mejor drama, y que ya en 2015 y 2016 estableció marcas anuales con 12 galardones en cada una de esas ediciones.

Si Juego de Tronos no suma su cuarto premio gordo será porque se lo ha quitado uno de sus siete rivales: o Better Call Saul This is Us, que ya tienen experiencia en esto de los Emmys, o cinco debutantes en la categoría principalOzark, Killing Eve, Pose, Succession y Bodyguard. De momento, en cualquier caso, ya ha triunfado, logrando nominaciones para nueve de sus intérpretes (incluyendo para asombro de algunos Kit Harington y Emilia Clarke) y contribuyendo a que HBO, el canal de cable, salga del anuncio de las candidaturas como favorita numérica, con 137 frente a las 117 de Netflix o las 47 de Amazon (que ha doblado respecto al año pasado).

La nueva era de oro

Más allá de quien gane, y pese a las clásicas diatribas sobre injustos olvidos o nominaciones debatibles, un repaso a las candidaturas ratifica el nivel indiscutible que hace tiempo alcanza el contenido de las pequeñas pantallas. Basta mirar este año, por ejemplo, a la categoría de miniserie, donde aparecen producciones que se han ganado el favor de público y crítica. Ahí está un auténtico fenómeno como Chernobyl pero también Así nos ven, el relevante trabajo de Ava Du Vernay sobre la historia de los cinco jóvenes de color acusados falsamente de una violación en Central Park, así como Heridas abiertasFosse/Verdon y Fuga en Dannemora.

En categoría de mejor comedia los votantes de los Emmy también han mostrado saber qué se está cociendo, o lo que se esperaba de ellosThe marvelous Mrs. Maisel, que ya coronaron el año pasado, vuelve a optar a ese galardón así como a otros 19 (es la segunda serie más nominada). Retorna también a la pugna Veep, la serie que podría hacer a Julia Louise-Dreyffus sumar su séptimo Emmy protagonista (y noveno en general). Pero además han entendido que la segunda temporada de Fleabag, serie a la que el año pasado ningunearon, no podía estar ausente esta vez y le han dado 11 nominaciones. O que Barry, la negra comedia criminal protagonizada por el mejor actor cómico del año pasado, Bill Hader, merecía volver a la lucha. Y también han dado espacio a Russian Doll, The good place y a la sexta temporada de la producción canadiense Schitt’s Creek.

En septiembre, además, Bruce Springsteen podría sumar un Emmy a vitrinas donde ya tiene estatuillas de Grammy, Oscar y Tony. El Boss está nominado por el especial de su show de Broadway en Netflix, una plataforma que también ha dado a otra artista, Beyoncé, una alegría: Homecoming ha logrado seis candidaturas.