Ir a contenido

tú y yo somos tres

Las manos encallecidas

Ferran Monegal

El amor a ciegas en First dates (Cuatro). / Mediaset

Celebran estos días en 'First dates' (Cuatro) sus primeros dos años de vida y, para darle un plus de inquietante intriga, Carlos Sobera les ha tapado los ojos a los que van en busca del amor o del ligue. O sea, además de cenar con un desconocido, se tenían que fiar del tacto, o del olfato, pero no de la vista. Cita a ciegas, pura y dura.

Ha sido un poco triste el caso de Jesús, de Murcia, al que sentaron a cenar con Amaia de Asturias. Dado que no se veían, él se puso a acariciar su mano. Y nada más rozarla exclamó: "¡Tiene más callos que cuando yo trabajaba de albañil!"¡Ah!Este Jesús es un zoquete. Desconoce el valor de una mano encallecida.

Cantaba Pepe Suero, aquel grande del cante jondo que vivió como un jilguero, toda su vida, posado en un balcón del Cerro del Águila de Sevilla: "Carcelero suéltame / quiero tener otra vez mis manos encallecidas / abre puerta y déjame / buscar la vida".

Este programa se ha convertido en la columna vertebral de Cuatro. No tiene un éxito como las 'ratomaquias' de Tele 5, pero sí una audiencia constante, fiel y mantenido. Más que un restaurante es una pizzería.

La pizza es un soporte que admite todo lo que quieras echarle encima. Recuerdo la noche que estuvo Anita Obregón. Le pusieron delante a un caballero viajado, culto y políglota. Le preguntó ella: "¡Díme algo en ruso!". Él contestó: "Paruski". Y ella, rebosante de alegría, exclamó: "¡Ay! ¡En Valencia, parrusqui es el chichi!". Pasaron una velada muy entretenida.

EL LENGÜETAZO DE UN PERRO 

Le ha dicho Merceditas Milà a Jordi Évole ('Salvados', La Sexta) que en su vida ha tenido historias de amor maravillosas, "pero nada comparado con el lengüetazo de un perro". ¡Ah! Jordi quedó impresionadísimo. Estaban paseando por delante de Miramar, en Montjuïch, donde hace años, en los 60 y los 70, estaba TVE Catalunya. Jordi recordó la cantidad de programas que se hacían, para toda España, desde allí, y se preguntaba por qué ahora desde las magníficas instalaciones de TVE Sant Cugat, se hacen poquísimos. La pregunta quedó en el aire.

Hombre, recomiendo a Jordi que investigue los pactos no escritos de Pujol con Felipe, y con Aznar, para preservar TV-3, y que TVE no le hiciera sombra nunca. Bien mirado, ante el actual desprestigio de TVE, mejor que siga así. Con la seva de aquí ya vamos servidos.

0 Comentarios
cargando