Ir a contenido

ECOS DE LA GALA DE LOS PREMIOS GAUDÍ

Grito de auxilio del audiovisual catalán ante los recortes en TV-3

La caída de la inversión en ficción deja al sector sin su motor y propicia un 'éxodo' de profesionales

Las únicas apuestas de la tele autonómica para el 2017 son 'Nit i dia', 'El crac' y un nuevo serial

Olga Lerín

Isona Passola durante su discurso en la Gala. / TONI VILCHES

Isona Passola durante su discurso en la Gala.
Isona Passola, presidenta de la Acadèmia Catalana de Cinema, en la gala de los premios Gaudí, el pasado domingo.

/

Las palabras de Isona Passola, presidenta de la Acadèmia del Cinema Català, en el discurso que pronunció en la gala de entrega de los Premis Gaudí, el pasado domingo, no pudieron ser más elocuentes: “Un país no existe si no tiene un audiovisual potente”. Fue un dardo directo a las autoridades allí presentes y una denuncia de la situación que afecta a un sector estratégico como es el audiovisual, envuelto en una crisis galopante y con una TV-3, a la que se le supone motor de esa industria, mermada de recursos y sin armas suficientes para enfrentarse a la competencia y a los retos que se le presentan.

Tras el acuerdo alcanzado el pasado sábado entre el Govern y la CUP cara a los presupuestos, Passola reclamó directamente “más dinero para la ficción en la tele catalana”, que ha reducido drásticamente su presupuesto en los últimos tiempos. De los 450,4 millones de euros con los que la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA) contaba en el 2010 se ha pasado a los 307 que figuran en el anteproyecto de presupuesto para el 2017. Asimismo, si la aportación pública hace siete años era de 334,4 millones, para el presente ejercicio se quedará en los 231 millones, si no hay cambios.

SIN PARTICIPACIÓN DE TVC

Este proceso de empobrecimento del audiovisual catalán tuvo su reflejo en los nominaciones de este año a los premios Gaudí. Mientras en la segunda edición de los premios, hace siete años, cuatro filmes con participación de Televisió de Catalunya se disputaron la categoría de mejor película en lengua catalana (‘Trash’, ‘Tres dies amb la família’, ‘V.O.S.’ y ‘Xtrems’), en la actual (la novena), ese grupo se redujo a solo una, ‘El rei borni’, que se fue a casa de vacío. El hecho todavía resulta más evidente en el apartado de mejor película en lengua no catalana. Tres (‘Los condenados’, ‘Negro Buenos Aires’ y ‘The frost’) de las cuatro nominadas en el 2010 contaban con aportación de TVC, mientras que este año no había ni una cinta coproducida por la televisión catalana entre las cuatro candidatas.  Passola alertó en su discurso del riesgo de que, si continúa está tendencia, "todos nuestros directores y productores se vayan a Tele 5 y a Antena 3", un 'éxodo' que ya se ha iniciado y que resulta especialmente significativo en el caso de los actores.

De los 450,4 millones de euros de presupuesto que la CCMA tenía en el 2010, ha pasado a los 307 para el 2017

La propia pequeña pantalla se resiente de esa precariedad. La serie ‘Merlí’, una de las joyas de la corona de la tele autonómica (la segunda temporada rozó el añorado 20% de cuota de pantalla), todavía no tiene confirmada la nueva entrega por una cuestión de números, aunque su creador, Héctor Lozano, ya está trabajando en los guiones. “La voluntad es renovarla, pero todo depende de la disponibilidad económica”, apunta Jaume Peral, director de TVC. En caso de llegar a buen puerto, el profesor de Filosofía y sus ‘peripatètics’ volverían al rodaje en mayo.

Más elocuente fue el caso del serial de sobremesa ‘La Riera’, otro de los pilares de la parrilla. En noviembre del 2015, TVC anunció que la producción echaría el cierre en julio del 2016; pero en marzo de este mismo año, TV-3 explicó que su despedida se retrasaba hasta el verano del 2017. El motivo: el nuevo culebrón que debía sustituir a los vaivenes de la familia Guitart y compañía no podía salir adelante por problemas presupuestarios.

Solo dos ficciones se han salvado del rodillo de la crisis: ’Nit i dia’cuya segunda temporada se está grabando en estos momentos, y ‘El crac’, que acaba de estrenar la segunda temporada.

CONTRATO PROGRAMA

La Corporació aprobó el pasado 21 de diciembre la propuesta de texto para el contrato programa, que debe regir las relaciones económicas entre la Generalitat y la CCMA durante los próximos cuatro años. El documento, que ya está a disposición del Govern, especifica que el presupuesto del ente para los próximos años debería incorporar un incremento del 7% anual respecto a las cifras que el Parlament apruebe para el 2017.

Peral sitúa el aumento de la aportación en 19 millones de euros anuales “para poder hacer una apuesta de programación potente para todos los canales y géneros, es decir, una parrilla en condición de competir con Tele 5 y Antena 3, y reforzar los canales temáticos, sobre todo el Super 3 y El 33”. El directivo asegura que si ese dinero no llega, TV-3 “difícilmente podrá luchar por el liderazgo”.

"Si el dinero no llega, TV-3 difícilmente podrá luchar por el liderazgo", advierte Jaume Peral, director de TVC

Los nuevos modelos de consumo, la fragmentación de la oferta y el descenso de los ingresos por publicidad y de la aportación pública han contribuido a que TV-3 perdiese el liderazgo el pasado mes de junio (10,5% de cuota), aunque ha cerrado el 2016 como líder (11,4%). En el 2004 ese porcentaje anual fue del 19,9% (aun así, en ese nuevo contexto nacido tras el apagón analógico, la tele autonómica es la que menos pierde de todas las cadenas). Y el nuevo año no trae buenos augurios: todo apunta a que TV-3 podría caer hasta el tercer lugar (tras Tele 5 y A-3) este enero.

MANIFIESTO 'MÉS TV3!'

El pasado 19 de enero, el sector audiovisual catalán presentó un manifiesto, 'Més TV3!', que lanzaba un SOS de advertencia ante la situación "de extrema gravedad" en la que se encuentra la tele autonómica y el "riesgo de desaparición" de la industria audiovisual. Y el Consell de l'Audiovisual de Catalunya (CAC) pidió el lunes, 23, durante la presentación del ‘Llibre Blanc de l’Audiovisual’, un incremento de 137 millones de euros anuales en la aportación pública a la CCMA.

Pero no todo pinta de color negro en la pantalla. Jordi Mendieta, presidente del Clúster Audiovisual, explica que el Institut Català de les Empreses Culturals (ICEC) está “muy predispuesto” a ayudar al sector con la introducción de nuevas modalidades de subvención y préstamo para las iniciativas audiovisuales. “Si no hay dinero, hemos de ser creativos y buscar fórmulas”, expone.

De momento, el ‘president’ Puigdemont y el 'conseller' de Cultura Santi Vila recibirán este martes a todos los galardonados en los Gaudí. El SOS para el audiovisual planeará en el ambiente.

0 Comentarios
cargando