Ir a contenido

Los chalecos blindados de la Policía de Málaga salvan vidas pero suspenden en ortografía

La empresa proveedora, que fabrica en Finlandia, imprimió por error el acento en portugués: 'Polícia'

El ayuntamiento los mantendrá en uso porque prioriza la seguridad de los agentes a las bromas

JULIA CAMACHO/SEVILLA

Los chalecos de la Policía Local de Málaga, con el polémico acento.

Los chalecos de la Policía Local de Málaga, con el polémico acento.

Finlandia presume de tener el mejor sistema educativo del mundo, pero acaba de demostrar ciertas lagunas en geografía al confundir el idioma que se habla en España con el portugués. Al menos eso se deduce de los rótulos que han incluido en los chalecos antibalas fabricados para la Policía Local de Málaga, que se han convertido en todo un éxito en las redes sociales por el error ortográfico. En vez de poner “Policía”, el acento recae en la primera sílaba, “Polícia”.

Desde el ayuntamiento de Málaga confirman que el error se detectó casi por casualidad en la primera remesa de chalecos, unas 135 unidades remitidas hace escasas semanas. Cada chaleco, uno de los mejores que existen ahora mismo en el mercado, cuesta unos 700 euros y tiene una vida útil de 5 años. El consistorio decidió renovarlos poco a poco después de un incidente ocurrido con un indigente en la ciudad, que en el 2014 causó la muerte de un agente durante un registro y provocó una “alarma sindical” ante el mal estado del material.

El adjudicatario fue un proveedor español que fabrica en Finlandia. La sorpresa llegó cuando al recibir la primera partida a comienzos de este mes, comprobaron el fallo tipográfico en una de las dos fundas lavables que cubren el blindaje, la que lleva material reflectante e identifica el cuerpo de seguridad que lo usa. La empresa no lo ha confirmado, pero desde el consistorio creen que ha sido una confusión de idiomas, y que han rotulado en portugués.

SEGUIRÁN USÁNDOLOS

En cualquier caso, fuentes municipales subrayan que el chaleco “no está defectuoso” y cumple su función, más allá de las bromas o la confusión que pueda causar entre los ciudadanos, especialmente los extranjeros. De ahí que vayan a seguir utilizándolos hasta que la empresa, la firma Verseidag Ballistic Protection Oy, que ha reconocido el error y ha pedido disculpas, los reemplace. La segunda partida de chalecos, unas 200 unidades, tiene que llegar a finales de año.

El asunto ha provocado no pocas bromas entre la plantilla de agentes, que aunque contentos por tener por fin el preciado instrumento –algunos llevaban dos años esperando este material--, y además uno de los mejores del mercado, tienen que ver cómo se han convertido en objeto de chanzas en las redes sociales. El concejal de Seguridad Ciudadana, Mario Cortés, ha explicado que se optó por repartir los chalecos porque “prima la seguridad de los agentes”, insistiendo.

El alcalde de Málaga, el conservador Francisco de la Torre, ha insistido en que prefiere “la anécdota” a que los agentes se jueguen la vida. “Tenemos los mejores chalecos, buscando la mejor protección” de los policías, ha señalado, aunque también ha reconocidoe que hubiera preferido que el equipamiento “fuera perfecto en todo, sin defectos de puntuación”.

En esta línea, ha ironizado con que habrá que pedir a las autoridades educativas finlandesas que, pese a tener un buen sistema de enseñanza, “hagan especial hincapié en que España y Portugal son dos países diferentes dentro de la Península Ibérica, y cada uno con sus peculiaridades ortográficas”.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.