Desde este viernes

La justicia avala el pasaporte covid en restaurantes, gimnasios y residencias en Catalunya

Una persona muestra su pasaporte covid a la entrada de un restaurante en Ciutat Vella, Barcelona.

Una persona muestra su pasaporte covid a la entrada de un restaurante en Ciutat Vella, Barcelona. / FERRAN NADEU

3
Se lee en minutos
J. G. Albalat
J. G. Albalat

Redactor

Especialista en Judiciales

Escribe desde Barcelona

ver +

El Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) avala la extensión del pasaporte covid en la restauración, los gimnasios y las residencias. La extensión de este certificado entrará en vigor este mismo viernes y se mantendrá durante al menos dos semanas. Entonces, el pasaporte covid pasará a ser obligatorio para entrar en el interior de los bares y restaurantes, sea cual sea su aforo, pero no para acceder a las terrazas y espacios abiertos. También se exigirá su uso para entrar en gimnasios y residencias de personas mayores. Los jueces apoyan la aplicación de la medida, a pesar de la oposición de la fiscalía, a raíz de "empeoramiento evidente" de los contagios a causa de la variante delta del coronavirus.

Por el momento, la Generalitat descarta aplicarlo en recintos culturales como cines y teatros cuando estos cuenten con bares y restaurantes, a pesar de que ya tiene el aval judicial por adelantado, aunque el futuro de esta medida dependerá de cómo evolucione la situación epidemiológica. En el caso de los estadios de fútbol o de otros deportes, así como de los parques de atracciones, la situación es la misma. Los expertos llevan días defendiendo este cambio en la normativa , que ven clave para frenar el crecimiento de casos de la sexta ola de coronavirus, y más, de cara a un puente de la Constitución y a unas Navidades donde se prevé que los encuentros sociales típicos de estas fechas podrían propiciar otro repunte de los contagios

El TSJC alude en su auto que el tribunal "no puede permanecer" ajeno a la "enorme magnitud" de los efectos que ha provocado la pandemia, al ser de "notoriedad pública y general la gran cantidad de fallecidos, hospitalizados y afectados". Esta situación, la califica de "monumental golpe" del covid a la "salud pública española", al "margen de los efectos de todo tipo que derivarán en el futuro." Los togados sostienen que la aplicación del pasaporte de vacunación en restaurantes. gimnasios y residencias es proporcionada, necesaria y ponderada ante un estado de la pandemia que "vuelve" a agravarse.

Según el tribunal, la aplicación de las medida solicitadas por la Generalitat resultan "idóneas" para la lucha contra la propagación del virus "en un entorno en el que la actitud jovial", aglomeración de personas, "asociación a la interacción social" y la "dificultad de mantener la distancia social", entre otros aspectos. Esta circunstancias pueden generar "un mayor riesgo de contagio" por la "relajación de algunas cautelas". A su entender, son proporcionadas, teniendo en cuenta que supone la posibilidad de reapertura de muchas actividades que habían quedado suspendidas por la pandemia. Y la ponderación se sustenta, en su opinión, porque la restricción de los derechos fundamentales es "mínima" ante la "protección de bienes jurídicos como la salud individual y colectiva y la vida" .El TSJC critica el redactado del decreto de la Generalitat porque dista "mucho" de clarificar el régimen que se trata de establecer, "hasta hacerlo pastoso" y "reiterativo".

Esta misma mañana el 'conseller' de Salut, Josep Maria Argimon, se mostraba confiado en que el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) avalaría la ampliación del uso del pasaporte Covid en locales de restauración, gimnasios, centros deportivos y residencias ante el empeoramiento de los indicadores epidemiológicos.

"El grado justo de solicitud", según Argimon

"Hemos pedido el grado justo de solicitud para poder utilizar este certificado digital", argumentaba el 'conseller' en declaraciones a los periodistas desde el Museu d'Art Nacional de Catalunya (MNAC) tras presentar un taller para profesionales sanitarios contra la violencia machista que organiza el Institut Català de la Salut (ICS).

Noticias relacionadas

Argimon lamentaba que la aplicación del certificado es una "pérdida de derechos y libertades" pero ha puntualizado que, a lo largo de la pandemia, ha habido recortes más grandes en esta línea como el confinamiento y el toque de queda.

Al ser preguntado por si el uso del certificado será suficiente para frenar el crecimiento de los indicadores, ha sostenido que el control de la pandemia es un "ensayo y error" y ha aclarado que, hasta el momento, el certificado se ha utilizado en Europa para incentivar la vacunación mientras que, ahora, la finalidad es diferente, según Argimon.