Atención infantil

El Hospital Sant Joan de Déu lleva la musicoterapia a la casa de sus pacientes más pequeños

  • El proyecto tiene la intención de favorecer el bienestar de los niños que requieren de atención paliativa y facilitarles la interacción con sus padres

Un niño pequeño realizando una sesión de musicoterapia

Un niño pequeño realizando una sesión de musicoterapia

1
Se lee en minutos
El Periódico

El Hospital Sant Joan de Déu, en Barcelona, ha empezado a usar la musicoterapia a domicilio en los niños con enfermedades graves que amenazan o limitan su vida y en otros con enfermedades crónicas complejas que requieren de atención paliativa. Es la primera vez que se realiza un proyecto similar en Catalunya, con la intención de favorecer el bienestar de estos niños, facilitarles la interacción con sus padres, y ayudar a un estudio en el que se analiza cual es el impacto de la musicoterapia en los pequeños y sus familias: si puede ayudar a normalizar sus vidas, experimentar momentos de vitalidad significativas, reforzar el vínculo familiar...

La puesta en marcha

Cada día, una musicoterapeuta de l'Associació Ressò, una entidad que colabora desde 2005 con el Hospital ofreciendo musicoterapia a sus pacientes ingresados, va a visitar la casa de dos niños que sufren alguna enfermedad grave o crónica compleja. Una vez allí, realizan una sesión de 45 minutos en la que cantan canciones o tocan diferentes instrumentos musicales. Antes de empezar y después, se recogen los diferentes datos con la intención de valorar cual es el impacto de las actividades en el bienestar de la familia (tanto de los adultos como de los infantes). En el estudio, de 24 meses, participarán unos 75 pacientes del Hospital.

Esta puesta en marcha no hubiera sido posible sin la ayuda de la Asociación Benéfica Anita, una entidad sin ánimo de lucro que fue impulsada por una familia y los amigos de una niña que murió a causa de un cáncer. El objetivo de la asociación es investigar el cáncer infantil, en especial los tumores de células germinales, y el bienestar y asistencia de los niños afectados.

Noticias relacionadas

El Hospital Sant Joan de Déu trata a 350 niños con necesidad de atención paliativa al año. De estos, 2 de cada 3 sufren enfermedades graves con las que podrían morir durante su infancia y los demás son niños con enfermedades crónicas complejas.