AHORRO

Cambio de tarifa en la factura de la luz a partir de junio

El consumo energético se contará en función de tres períodos horarios: uno más caro, uno de precio medio y uno más económico

Para sacar provecho económico de este cambio, es recomendable que en períodos más caros se reduzca el uso de los aparatos que más energía consumen

Para sacar provecho económico de este cambio, es recomendable que en períodos más caros se reduzca el uso de los aparatos que más energía consumen

3
Se lee en minutos

A partir del 1 de junio entra en vigor un cambio de tarifa estatal en la factura de la electricidad. Desde entonces, la energía consumida se calculará en base a tres períodos horarios. Habrá uno más caro, uno con precio medio y uno de tarifa más económica. La potencia contratada, asociada al término fijo de la factura, también podrá variar. En vez de una sola potencia se podrán tener dos para dos períodos diferentes.

Esta reforma tarifaria, aprobada por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico del gobierno español, conjuntamente con la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), afectará a todas las personas con un contrato de suministro doméstico. Si la modalidad de suministro es con PVPC (Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor) los cambios se aplicarán automáticamente.

Las personas que tengan contratada una empresa del mercado libre y que quieran beneficiarse de los cambios deberán ponerse en contacto con su compañía para ver si puede ofrecer esta nueva tarifa, o comparar con otras compañías que lo ofrezcan.

Desde abril de 2014, los ciudadanos, como consumidores domésticos, es decir, con suministros por debajo de 10 kW de potencia, tienen la posibilidad de contratar tarifas con precios de la electricidad variables según los horarios en que se consume la energía.

Además, desde el próximo junio, todas las personas pagarán en las facturas unos precios de peajes y cargos eléctricos variables en función del día y la hora de consumo.

En la factura eléctrica, los consumidores pueden encontrar varios conceptos: el término fijo de potencia, que depende de la potencia contratada; el de energía, que corresponde al consumo que se hace en cada momento; el coste del alquiler de los equipos de medida o contadores; y, finalmente, los impuestos.

La nueva reforma tarifaria

Períodos horarios del término de energía (término variable)

/ El Periódico

Períodos horarios del término potencia (término fijo)

/ El Periódico

Consejos para cambiar el patrón de consumo, ahorrarse energía y dinero

Los nuevos períodos horarios tienen como objetivo promover que el consumo de energía se desplace hacia los momentos en que las redes están menos congestionadas.

Para sacar provecho económico de este cambio, es recomendable, en la medida de lo posible, que en períodos más caros se reduzca el uso de los aparatos que más energía consumen, como la calefacción, la vitrocerámica, el lavavajillas o la secadora. Estos aparatos se pueden programar para el período llano que quizás tiene horarios más compatibles con nuestras rutinas diarias. Pero el ahorro en la factura será mayor si los aparatos que más consumen se utilizan en las horas valle o bien los fines de semana, siempre que las necesidades y condiciones comunitarias lo permitan.

Por lo que respecta a la cantidad fija de la factura de la luz, la nueva reforma tarifaria puede ser especialmente ventajosa para las personas que cargan su vehículo eléctrico durante la noche, ya que podrán hacerlo al precio más económico, dado que con los dos períodos definidos, se podrá contratar más potencia de noche.

Para gestionar mejor el consumo eléctrico en el hogar, hay una serie de recursos a tener en cuenta. Por ejemplo, es importante conocer la potencia que se necesita contratar, ajustarla bien a las necesidades de cada uno y saber cómo se puede optimizar.

Noticias relacionadas

Por otra parte, siguiendo buenos hábitos de consumo también se puede ahorrar energía y beneficiar, a la vez, el medio ambiente y el bolsillo. Algunos consejos son aprovechar la luz natural, utilizar bombillas de bajo consumo, fluorescentes o LED, aislar térmicamente puertas y ventanas, instalar termostatos para regular la temperatura, comprar electrodomésticos eficientes adaptados a nuestras necesidades y utilizar programas ecológicos siempre que sea posible, entre otros.

Toda la información sobre los cambios en la tarifa, la contratación de electricidad y consejos para ahorrar energía se puede consultar en la web del Institut Català d’Energia y sus redes sociales @energiacat.