Carrera espacial catalana

El nanosatélite 'Enxaneta', el primero de la Generalitat, ya está en órbita

Lanzamiento del nanosatélite ’Enxaneta’, el primero de la Generalitat. / IEEC / VÍDEO: EFE

Se lee en minutos

Tras dos intentos frustrados, el satélite 'Enxaneta', el primer proyecto espacial totalmente dependiente de la Generalitat de Catalunya, está en órbita tras haber sido lanzado este lunes del cosmódromo de Baikonur, en Kazajistán.

'Enxaneta' en es el primero de los dos nanosatélites que pondrá en órbita la Administración catalana para mejorar la conectividad de Catalunya y la observación de la Tierra.

El lanzamiento se ha registrado a las 7.07.12 (hora peninsular española) desde la base espacial de Baikonur, situada en una zona remota entre el Mar de Aral y la ciudad de Astana. 'Enxaneta' iba a bordo del cohete 'Soyuz2'.

La Generalitat llevará a cabo esta misión en colaboración con las empresas Open Cosmos y Sateliot, en el marco de la estrategia NewSpace de Catalunya, que busca impulsar el sector aeroespacial, convirtiéndolo en un ámbito tractor de la economía.

El objetivo del Govern es que este sector genere 1.200 puestos de trabajo en los próximos 4 años y 280 millones de euros de facturación.

El 'conseller' de Polítiques Digitals de la Generalitat, Jordi Puigneró, ha seguido el lanzamiento desde el CosmoCaixa en Barcelona, acompañado del director del Institut d'Estudis Espacials de Catalunya (Ieec), Ignasi Ribas, y otros expertos del sector.

Este nanosatélite posibilitará conexiones 5G a través del Internet de las Cosas (IoT), ha explicado Puigneró en un discurso tras el lanzamiento: "Es la culminación de dos años de trabajo y esfuerzos de mucha gente de fuera y de dentro del Govern, y su nombre representa la esencia y el espíritu de la enorme tradición 'castellera'". Es "un gran día para Catalunya", pues, agegó Puigeró, "hoy estamos ayudando a construir un país de oportunidades y progreso para todos". "Estamos haciendo posible que el pueblo más pequeño de Cataluña pueda tener la empresa digital más grande del país", afirmó.

Desarrollo económico y social

"Hemos puesto las bases para que cualquier ciudadano, viva en Tirvia, Prat de Compte o en la calle Muntaner de Barcelona, tenga en los próximos años las mismas oportunidades para desarrollarse económica y socialmente, porque tener acceso al internet de las cosas será la base de la nueva economía digital", ha destacado Puigneró.

Para el 'conseller', "la conectividad es hoy un derecho económico y social del siglo XXI, un potente instrumento de cohesión territorial, de igualdad de oportunidades y progreso para todo el mundo".

Noticias relacionadas

"No seremos un país social si no somos un país digital, y esto quiere decir ser un país conectado, por tierra, por mar y por el espacio, en definitiva, conectado al futuro", y en este sentido, ha subrayado: "Invertir en conectividad es la mejor garantía de trabajo y progreso para todo el mundo".

Para Puigneró, este debe ser "el año del punto de inflexión de la digitalización de nuestra sociedad y de nuestra economía", mientras ha considerado que, para encarar el futuro, "hay que apuntalar la economía con la alianza de conocimiento, empresa, ecología y administración".