Detenido un comercial por matar a dos ancianos en Barcelona en agosto de 2019

  • El individuo, que ya ha ingresado en prisión, es un vecino de Sant Antoni de Vilamajor con antecedentes por estafa

Fachada del edificio de la calle Mossèn Amadeu Oller de Barcelona donde vivía el matrimonio asesinado.

Fachada del edificio de la calle Mossèn Amadeu Oller de Barcelona donde vivía el matrimonio asesinado. / Jordi Cotrina

Se lee en minutos

El Periódico

Piedad y Manuel, un matrimonio de unos 75 años residentes en el barrio de la Bordeta de Barcelona, fueron hallados muertos en su domicilio en agosto de 2019. Ahora, un año y medio después de abrir la investigación, los Mossos d'Esquadra han resuelto el doble crimen, que en un principio se llegó a especular si era un caso de violencia machista, algo que pronto se descartó. La policía catalana ha detenido a un hombre, vecino de Sant Antoni de Vilamajor, como presunto autor de los hechos y el juez ha ordenado su ingreso provisional en prisión.

Los hechos se remontan al 24 de agosto de 2019, cuando el hijo de las víctimas, alertado por la Guardia Urbana que a su vez había recibido el aviso de la vecina que vivía enfrente ante el olor que salía de la vivienda, encontró los cadáveres de sus padres en avanzado estado de descomposición. Los cuerpos presentaban cortes compatibles con heridas causadas por arma blanca, pero en la casa no había ningún rastro de violencia. 

Te puede interesar

La Divisió de Investigació Criminal (DIC) de la Regió Policial Metropolitana de Barcelona de los Mossos abrió entonces una investigación que permitió determinar que se trataba de una muerte violenta y apuntó como sospechoso a un hombre de 51años y de nacionalidad española que había mantenido relaciones comerciales con las víctimas en los días previos a la muerte de la pareja.

Las pesquisas culminaron el pasado 16 de febrero con la detención de este individuo y el registro de su domicilio en Sant Antoni de Vilamajor. Según apunta la cadena SER, el detenido es un comercial de productos ortopédicos y tiene antecedentes por estafa. Usó el método del revisor del gas para entrar en los domicilios y así poder obtener el número de cuenta de las víctimas o robar objetos valiosos. En este caso, la policía comprobó que habían desaparecido las tarjetas y algunos objetos, lo que permitió empezar a atar cabos en la investigación.