Ir a contenido

SELECTIVIDAD

Los grados de los adjetivos, el escollo del primer día de selectividad en Catalunya

Más de 33.000 estudiantes se examinan esta semana en las pruebas de acceso a la universidad

Varios alumnos relatan su perplejidad ante una pregunta sobre adjetivación en el examen de Lengua Castellana

Felipe Valenzuela

Alumnos examinándose en la Facultad de Economía y Empresa.

Alumnos examinándose en la Facultad de Economía y Empresa. / DANNY CAMINAL

La selectividad vuelve a hacer acto de presencia. Esta mañana ha comenzado el reto anual, en el que más de 33.000 estudiantes se examinarán en las pruebas para acceder a la universidad. El examen de Lengua Castellana y Literatura ha sido la prueba inaugural y la que más quejas ha levantado con su enunciado sobre los grados de los adjetivos. "Me he visto todos los exámenes colgados y nunca habían preguntado nada así", afirma Alexandro Medal, un estudiante que se ha examinado en el Campus Ciutadella de la Universitat Pompeu Fabra.

Alexandro no es el único de los alumnos que se llevan las manos a la cabeza al pensar en esa pregunta. "Quiero estudiar mates en la Politècnica pero después de esta prueba tal vez no me llega la nota", explica Clara Rovira. La pregunta en cuestión costaba un punto y su enunciado era: "Enumere y ejemplifique, sin definirlos, los diferentes grados del adjetivo en español". "Demasiado para lo que es", apunta Rovira. "Un punto es mucho. Creo que los demás o no la han contestado o la han respondido mal, estamos todos igual", relata Soukaina Chlih, otra de las estudiantes.

Documento

El examen de castellano de la selectividad 2018 en Catalunya

El examen de castellano de la selectividad 2018 en Catalunya

Documento

Examen de catalán de la selectividad del 2018

Examen de catalán de la selectividad del 2018

Los alumnos coinciden en que la pregunta en sí era demasiado concreta. "Comparada con otras, esta pedía cosas muy específicas", explica Claudia Muñoz. "En exámenes anteriores trataban composición, metáforas, sufijos... No pedían tipos específicos de palabras", afirma Sigrid de la Torre. La respuesta para las preguntas estaría en los adjetivos superlativos, positivos y comparativos, pero al parecer el enunciado no era del todo claro. "Era demasiado confusa y valía demasiado". concluye Soukania.

Lorca y Cervantes, lecturas obligatorias

Este año los estudiantes tuvieron que leer 'La casa de Bernarda Alba' de Federico García Lorca y las 'Novelas ejemplares', de Miguel de Cervantes, aunque el primer libro parece haber causado más sensación que las 12 historias cortas del autor del 'Quijote'. "De los dos, en el de Cervantes había demasiadas historias, demasiados personajes y teníamos que acordarnos de todo", apunta Soukaina. "De todas las novelas que tuvimos que leer, solo nos han hecho comparar dos: 'El casamiento engañoso' y 'El coloquio de los perros'", comenta. "También había una que preguntaba de qué trabajaba no se qué personaje cuando llegó a Sevilla, es imposible acordarse de algo tan específico", lamenta Sigrid . Eran dos personajes, de hecho: Rinconete y Cortadillo. "El lenguaje ha sido un poco chungo. Con tantos tecnicismos era difícil pillarlo todo", explica Alexandro. 

"Pensaba que me aburriría con 'La casa de Bernarda Alba' pero no fue así", afirma Clara. "Yo me leí los resúmenes que subía la profe en el 'moodle'", dice Anna Tusef. "Yo vi que años atrás te pedían leer 'La Celestina' y prefiero mil veces esto", apunta Joan Sistach. "A mí me gusta más que pregunten este tipo de libros a que nos pongan poesía", concluye Tusef.

En una de las dos opciones, las preguntas se repartían únicamente entre la obra de Lorca y la de Cervantes. En la otra, tras un comentario de texto de un fragmento de 'Sapiens', de Yuval Noah Harari, sobre las diferencias entre obras y mujeres, el resto de preguntas también incluían las dos obras de lectura obligatoria.

A la salida, diversidad de opiniones entre los alumnos, pero en general, y sobre todo entre quienes han terminado antes de agotar el tiempo, la percepción es que el examen ha sido fácil e iban bien preparados.

Pronombres y tiempos verbales en el examen de catalán

En la prueba de Lengua Catalana y literatura, a los estudiantes se les ha pedido explicar las funciones de ciertos pronombres, reescribir párrafos cambiando el tiempo verbal y responder enunciados sobre compresión lectora. Ambas opciones han tenido preguntas sobre 'La Plaça del Diamant', de Mercè Rodoreda, y de 'Terra Baixa', de Àngel Guimerà. En la opción B, además, un comentario de texto de un artículo sobre la revolución robótica.

El examen de historia, el más temido

Historia es la asignatura que más preocupa a los estudiantes. Muchos centrarán la tarde posterior a los exámenes para repasar el temario. "Lo único que haré esta tarde será repasar Historia", explica Clara. "Hoy me dedicaré a repasar, hay demasiados presidentes, estatutos...", apunta Alexandro. El examen será este miércoles día 13 y contendrá preguntas que irán desde el periodo de la Restauración, pasando por la Segunda República, la guerrra civil y el franquismo hasta llegar a la transición. "Mañana tengo mates también, pero me centraré más en Historia, lo otro lo tengo más fresco. Hay muchas fechas y datos que estudiar", concluye Clara.

Hasta ayer mismo, muchos estudiantes preparaban las pruebas hasta bien entrada la noche. "Me quedé hasta medianoche, pero normalmente ya me quedaba estudiando hasta esa hora", explica Aitana Teijero. Soukina también estuvo hasta tarde. "Con el ramadán no puedo estudiar todo el día, por eso aprovecho hasta última hora", afirma. "Yo me quedé hasta las tres de la madrugada", relata Alexandro. El jueves, la jornada volverá a comenzar a primera hora para terminar ocho horas y siete exámenes después.

Temas: Selectividad

0 Comentarios
cargando