Ir a contenido

AGENCIA DEL MEDICAMENTO

Milán se siente "burlada" tras perder por sorteo la AEM

Políticos italianos acusan a la UE de no querer tomar decisiones

El azar decidió que el organismo europeo tendría la sede en Ámsterdam

Efe

Sede de la Agencia Europea del Medicamento en Londres.

Sede de la Agencia Europea del Medicamento en Londres. / REUTERS / HANNAH MCKAY

Figuras del mundo de la política italiana han lamentado este martes que Milán perdiera el sorteo por la sede de la Agencia Europea de Medicamentos (AEM), que irá a Ámsterdam tras el la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE), prevista para marzo de 2019.

El presidente de la región de Lombardía, cuya capital es Milán, Roberto Maroni, afirma sentir "amargura" y "tristeza" en una entrevista publicada en el diario "La Repubblica".

"Un poco de amargura sí que tenemos. El sentimiento que prevalece en este momento es la tristeza frente a una Europa que ni siquiera ante un desafío tan importante sabe decidir. No asume la responsabilidad", destaca.

"Dejar la decisión en manos de un sorteo es una locura y demuestra cómo esta Europa es incapaz de gestionar estos fenómenos", añade.

Ya Maroni mostró el lunes su malestar en una rueda de prensa celebrada después de conocerse la derrota de Milán frente a Ámsterdam en la carrera por la AEM, y subrayó que la UE prefería dejar en manos del azar las decisiones antes de asumir responsabilidades.

En la lucha por acoger la sede de la AEM tras el "brexit", Milán pasó la primera ronda de votaciones con 25 puntos, junto con Ámsterdam y Copenhague, con 20 cada una.

En la segunda vuelta, quedó eliminada Copenhague y la tercera acabó en un empate entre Milán y Ámsterdam que se dirimió por sorteo, conforme a las reglas.

La manera en la que se ha resuelto el futuro de la EMA, actualmente en Londres, no ha sentado demasiado bien en Italia y los principales ministros mostraron de inmediato su descontento, empezando por el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, que calificó de "burla" el sorteo.

Burlada por un sorteo

"La decisión por la sede de la EMA es tan importante que no puede ser confiada a un sorteo, todavía nos queda el consuelo de que Milán ha sido competitiva hasta el último momento y que Italia cuenta con la consideración de muchos países", ha dicho por su parte el ministro de Infraestructuras y Transportes, Graziano Delrio.

También el titular de Asuntos Exteriores, Angelino Alfano, ha destacado que Milán ha quedado "burlada solo por un sorteo", mientras que la ministra de Sanidad, Beatrice Lorenzin, ha reconocido sentir "decepción y amargura por la derrota en el sorteo después de ganar en dos rondas".

Más contundente ha sido el alcalde de Milán, Giuseppe Sala, que ha declarado que es "un poco absurdo haber sido excluidos de la manera en la que se ha hecho".

"Ha sido una ocasión perdida muy importante, pero hemos demostrado la fuerza de la ciudad", ha valorado.

Los principales periódicos del país abren este martes en portada con artículos en los que muestran su descontento y el diario "La Stampa" titula "EMA, la grande burla de Milán".

En la misma línea se sitúa "La Repubblica" que opta por la frase "Milán, el sorteo de la burla. Adiós a casi 2.000 millones" y "Corriere della Sera", que ha elegido "Milán, burlada por un sorteo".