18 sep 2020

Ir a contenido

LOS EFECTOS DE LOS TIJERETAZOS EN LA SANIDAD

Los colegios de médicos llaman a la rebelión contra los "recortes indiscriminados"

Concentración ante el Parlament para entregar 70.000 firmas de facultativos y enfermos pidiendo que cesen los ajustes

La OMC lanza una campaña en Twitter #contrarecortesanitarios

ÀNGELS GALLARDO / Barcelona

Los colegios de médicos de toda España y el sindicato Metges de Catalunya (MC) realizan hoy una protesta pública conjunta, en la que advierten de que los recortes indiscriminados que está sufriendo la sanidad pública afectan gravemente a la asistencia que reciben los ciudadanos. Los médicos alertan de que no serán responsables de las consecuencias que tales recortes tienen, y tendrán en un futuro inmediato, sobre la salud de los usuarios. MC ha entregado en el Parlament de Catalunya un documento suscrito por 69.954 personas, médicos, personal de enfermería y enfermos que acuden a los centros de asistencia primaria, en el que exigen que los recortes se detengan. 

La Organización Médica Colegial (OMC) insta a los médicos a rechazar los "recortes indiscriminados y desproporcionados", a denunciar sus consecuencias y a rebelarse ante ellos. Así se recoge en un comunicado de esta organización, aprobado en la Asamblea General celebrada el 28 de enero y que se ha hecho público este martes con motivo de los actos convocados por diferentes colegios de médicos de toda España en protesta por los recortes.

Asimismo, la organización que agrupa a los colegios de médicos españoles ha lanzado una campaña en Twitter con la etiqueta #contrarecortesanitarios.

Según la OMC, la crisis ha llevado al Sistema Nacional de Salud (SNS) a una situación crítica que requiere buscar soluciones desde las máximas instancias políticas. Como consecuencia de los recortes, el sistema sanitario "vive una situación de dificultad sin precedentes que hace difícil su funcionamiento" y que "se está aprovechando para modificar las condiciones laborales y retributivas de los médicos de una forma permanente e irreversible".

Pérdida de calidad de la asistencia

Por ello, la profesión médica "no debe aceptar recortes en la financiación sanitaria que provoquen pérdidas de calidad en la asistencia a sus pacientes, especialmente cuando sus efectos recaen en los más pobres, débiles, ancianos, desfavorecidos e indefensos". "Los médicos estamos obligados a denunciar las deficiencias, en tanto puedan afectar a la correcta atención de los pacientes", señala el documento.

Según la OMC, la precariedad laboral y la falta de oportunidades obliga a los médicos a buscar trabajo fuera de España, lo que supone un "despilfarro económico e intelectual". La organización se muestra más preocupada sobre las consecuencias de los recortes en dos colectivos "especialmente vulnerables" por ser el futuro del SNS, como son los médicos en formación MIR y los médicos dedicados a investigación.

El texto aprobado recuerda que la profesión médica ha reclamado reiteradamente un gran acuerdo político que permita mejorar el funcionamiento del sistema sanitario, en el que han de participar los profesionales y la ciudadanía. Y concluye: "A pesar de la situación de crisis y los recortes del Sistema Nacional de Salud, la defensa sin reservas de la calidad del Acto Médico es parte fundamental de nuestro compromiso y responsabilidad con nuestros pacientes y con la sociedad en su conjunto".