Ir a contenido

sucesos

Cae en Bulgaria la mayor red de falsificación de euros

La policía española participó en la operación desde su inicio, en el 2007

Interpol arresta a 17 personas y se incauta de medio millón en billetes grandes

EL PERIÓDICO
SOFÍA / MADRID

Varias policías europeas buscaban desde noviembre del 2007 la mayor red de falsificación de euros de la UE, que distribuía montones de billetes falsos de 100, 200 y 500 euros. El rastro del dinero les llevó hace unos días al pequeño pueblo de Plovdiv, al sur de Bulgaria, donde localizaron en un taller fajos de billetes falsificados por valor de más de 500.000 euros.  Los delincuentes tenían montada allí una auténtica industria que les permitía reproducir con gran calidad hasta las medidas de seguridad de que están dotados los billetes, según explicó ayer la Policía española, que ha participado en la operación coordinadada por Interpol.

La banda ya había colocado muchos billetes falsos en varios países europeos y todavía queda por aclarar la cantidad exacta de dinero falso puesto en circulación. La red no poseía un equipo completamente instalado, sino que varios miembros de la banda guardaban en sus domicilios los componentes por separado, como la impresora, las matrices y los billetes ya producidos.

La operación Serena se saldó con el registro de 24 inmuebles y el arresto de 17 personas. Entre los detenidos figuran un bombero y un funcionario del Ministerio del Interior búlgaro que trabajaba en la unidad de Guardias de Fronteras del aeropuerto de Sofía.

RED MUY ACTIVA / Los investigadores creen que la trama, que llevaba tiempo en el punto de mira de los servicios de las Oficinas Centrales Nacionales de la UE dedicadas a la lucha contra la falsificación de euros, era una de las más activas y mejor organizadas de las que se dedican a este tipo de delitos.

En los últimos meses un equipo conjunto de investigadores de las policías española y búlgara mantuvieron varias reuniones para poner fin a las actividades de la red mafiosa, una de las numerosas que actúan en Bulgaria  y en países de la Europa del Este y  que han logrado instalarse en España y en otros países de la Unión Europea.

RED MUY ACTIVA /  Tres agentes de la Brigada de Investigación del Banco de España se desplazaron a Sofía el 24 de junio, cuando la fiscalía de Plovdiv consideró que había reunido las suficientes pruebas para llevar a cabo la desarticulación del grupo.

Además de imprimir euros falsos, esta red se dedicaba a falsificar documentos de identidad, permisos de conducir y diplomas académicos búlgaros y griegos.  Varios ejemplares han sido encontrados en registros domiciliarios durante la operación policial.

El director de Europol, Robert Wainwright, elogió ayer la colaboración  y agradeció la participación española. «Esta operación es ejemplar. Se le ha asestado un duro golpe a los falsificadores de dinero», explicó. Según el funcionario, Bulgaria ha demostrado que avanza en el terreno de la lucha contra el crimen organizado.