Ir a contenido

España refuerza la vigilancia por los nuevos casos de gripe aviaria en la UE

EL PERIÓDICO / MADRID

Los nuevos casos de gripe aviaria aparecidos en Europa en los últimos días han llevado al Gobierno español a pedir a las comunidades autónomas que intensifiquen la vigilancia veterinaria para evitar que la enfermedad siga propagándose. El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación emitió ayer un comunicado en el que reconoce que "la sucesión de hallazgos del virus en varios países de la UE, con pocos días de diferencia, si bien no ha afectado a un número elevado de aves, sí marca una nueva situación epidemiológica con un mayor nivel de riesgo que hace unas semanas".

Los países a los que se refiere el ministerio son, entre otros, Francia y Alemania. El primero informó ayer de que los tres cisnes muertos hallados hace unos días en el noreste del país fallecieron a causa del virus H5N1, mientras que el segundo confirmó la aparición de 38 nuevos casos en el estado de Sajonia-Anhalt, que se añaden a los encontrados a principios de mes en Baviera y Turingia y a los 21.000 pavos, gallinas y palomas que perdieron la vida el año pasado por la gripe.

MEDIDAS DE PROTECCIÓN

Ante esta situación, que también ha afectado recientemente a la República Checa y, con toda probabilidad, a Austria, el Ministerio de Agricultura español insistió en que se extreme el cumplimiento de algunas medidas de precaución. Entre ellas se encuentran la prohibición de concentraciones aviarias en zonas de riesgo y el veto de la cría al aire libre y de la caza con reclamo.

Temas: Gripe aviar